Hoy, 28 de junio, Día Internacional del Orgullo LGTBI, es el momento perfecto para  volver a reclamar leyes efectivas para garantizar los Derechos de las personas LGTBI+ e incidir en la necesidad de que las instituciones y la sociedad asuman el odio por orientación sexual e identidad de género como un asunto de máxima prioridad. Desde EQUO y la Red EQUO LGTBI+ resaltan “la importancia de continuar la lucha contra la LGTBIfobia que, desde movimientos sociales y políticos, se viene impulsando así como continuar visibilizando la diversidad que existe en nuestra sociedad, entendiendo las múltiples identidades sexuales y de género como una riqueza para todas las personas“.

Este 2018, queremos incidir en el reconocimiento de las Realidades Trans. Aplaudimos el paso que ha dado la Organización Mundial de la Salud a favor de la despatologización en la nueva actualización de la Clasificación Internacional de Enfermedades (CIE) publicada la semana pasada“, indican desde EQUO. A pesar de estos cambios positivos, debemos seguir avanzando en la despatologización total de la transexualidad, no clasificandola como una incongruencia, sino como una expresión de la diversidad humana. El partido verde indica que “es necesario abrir el debate sobre el binarismo, con el objetivo de avanzar en el reconocimiento de las realidades no binarias y superar la visión dicotómica de la sociedad que existe en la actualidad“.

Las violaciones de Derechos Humanos de las personas LGTBI que se dan a lo largo y ancho del mundo nos deben hacer reflexionar, impulsando una lucha que comenzamos de forma masiva hace 49 años en Stonewall. Es nuestro deber reclamar una respuesta firme y eficaz por parte de los poderes públicos frente a la persecución y penalización de las identidades que no se rigen por la cisheteronorma vigente. En este contexto, reclamamos el fin de la persecución y de la LGTBIfobia y la elaboración de leyes efectivas que permitan la igualdad real y la defensa de los Derechos LGTBI.

Mucho hemos avanzado en estos casi 50 años de lucha por los Derechos LGTBI. Hemos pasado de ser perseguidas por las autoridades con el amparo de la Ley a poseer una protección explícita en la legislación. Sin embargo, aún queda mucho camino por recorrer para alcanzar el respeto, el reconocimiento y la igualdad que reclamamos, y que nuestra lucha debe ir de la mano de nuestras hermanas feministas.

Debemos alertar de que, a medida que avanzamos en reconocimiento de Derechos y respeto social, nuevas formas de opresión se ciernen sobre nuestra lucha. Por ello, desde EQUO y la Red EQUO LGTBI+ reconocen “que la lucha por los Derechos LGTBI+ siempre debe adoptar un prisma interseccional, considerando factores que provocan una discriminación múltiple y rechazando cualquier apropiación de nuestra lucha por parte de estructuras patriarcales capitalistas“.

Reivindicamos el Orgullo como un instrumento imprescindible de visibilización del colectivo LGBTI+ y de lucha contra la LGTBfobia. Orgullo para construir una sociedad basada en el respeto y la convivencia, una sociedad diversa que respete los Derechos de todas las personas“, sentencia EQUO.

Deja un comentario