«Eso es lo que tendríamos que plantearnos todos, si alguien quiere medidas que procuren la estabilidad social y económica, si este partido está dispuesto a hacerlo», ha manifestado el ministro socialista en una entrevista en RNE, recogida por Europa Press, para agregar que, ahora mismo se debería estar hablando de «responsabilidad».

Sobre el apoyo de Bildu a los decretos del Ejecutivo, Ábalos ha observado que lo que hay que preguntarse es «el grado de irresponsabilidad» del PP, asegurando que votar contra ‘los viernes sociales’, como llama el Gobierno a estas medidas, no es votar contra un decreto del PSOE, sino «contra España». «Están poniendo en juego la situación económica de España y eso es lamentable», ha asegurado.

Sobre un debate cara a cara entre el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el líder del PP, Pablo Casado antes de las elecciones, Ábalos ha indicado que está aún pendiente de resolverse este tema por parte del comité electoral socialista, aunque señala que, de hacerse efectivo, será un debate «lleno de descalificaciones».

«No va a ser un intercambio programático, ni compartir ideas, sino un torrente de descalificaciones», ha lamentado Ábalos con respecto al posible debate.

Y sobre si prevé una campaña bronca, el ministro socialista ha señalado que los descalificativos «van en aumento», recordando la acusación de «amigos de los criminales» que Casado dedicó ayer al PSOE.

Con respecto a la propuesta del PP de analizar el funcionamiento del Estado Autonómico, el dirigente socialista ha respondido que «lo que hace falta en España son mecanismos de colaboración, coordinación y lealtad entre las administraciones. «Es algo que formaría parte del desarrollo autonómico», ha señalado.