Ignacio Aguado, ha dado por supuesto en una entrevista en Abc publicada este domingo que en Ciudadanos solo había una mujer válida para ser consejera. «Para poner ‘pajines’ (Leire Pajín) o ‘aídos’ (Bibiana Aido) en un gobierno, prefiero no hacerlo», respondío Aguado para justificar la falta de paridad en el Gobierno de Díaz Ayuso.

Más allá de lo machista de sus declaraciones, destacada que solo una mujer de Ciudadanos ha sido considerada por Aguado como válida para el puesto. Se trata de Marta Rivera, consejera de Cultura y Turismo. En el Ejecutivo hay otras dos mujeres, pero son del PP: Paloma Martín Martín en Medio Ambiente, Ordenación del Territorio y Sostenibilidad y María Eugenia Carballedo en Presidencia.

NOTICIAS RELACIONADAS:

VOX: Díaz Ayuso asume el programa de ultraderecha de Vox con el aval de Ciudadanos: «Voy a cumplirlo y esa es mi palabra»

Avalmadrid: Ciudadanos calla sobre el trato de favor de Avalmadrid a Ayuso

Rivera: Albert Rivera desparece el mes de agosto y Ciudadanos argumenta la ausencia con que «lo que pasa en ese mes no existe»

La representación de Ciudadanos en la Comunidad de Madrid se completa con cinco hombres. El propio Ignacio Aguado, Manuel Giménez Rasero en Economía, Empleo y Competitividad; Alberto Reyero Zubiri en Familias, Igualdad y Natalidad; Ángel Garrido en Transportes, Movilidad e Infraestructuras; y Eduardo Sicilia en Ciencia, Universidades e Innovación. La representación de mujeres de Ciudadanos queda por lo tanto limitada al 16,6%. «Ha dado la casualidad de que la forma de gobierno ha sido así», explica Aguado.

Según Aguado, prefiere «potenciar y tener en cuenta el mérito y la capacidad de los perfiles que están en nuestro entorno y poner al frente a los más preparados y a los más capacitados para la labor». De esta forma, Aguado da por hecho que solo una mujer tiene mérito y capacidad para ejercer su labor en Ciudadanos.

Estas declaraciones de Ignacio Aguado reafirman que aunque se vean envueltos en un halo de modernidad, Ciudadanos no contempla en sus estatutos ninguna medida para garantizar la presencia de las mujeres en las instituciones, más allá de que deben acogerse a la cuota que marca la LOREG.

DEJA UNA RESPUESTA