Rosa Quintana na súa intervención parlamentaria sobre a mina de Touro / Xunta de Galicia

La asociación indica que la falta de rigor “está siendo la norma desde hace años” en todo lo que rodea al denostrado proyecto minero, y que “en absoluto” puede considerarse a la minería metálica a cielo abierto como una actividad “sostenible” o “respetuosa” con el medio ambiente al tratarse da industria que máis residuos xenera a nivel mundial”.

“De hecho -aseveran- “sólo en términos de irresponsabilidad política puede hablarse de un proceso garantista y riguroso y pedirle tranquilidad a la población cuando en las localidades limítrofes y en la propia Ría de Arousa la preocupación es máxima al estar en juego su sustento, pues reabrir la mina en las condiciones proyectadas y con un riesgo evidente de presencia de vertidos supone poner en riesgo el río Ulla y la propia franja del mar arousano -de la que viven directa e indirectamente más de 30.000 familias-, al desembocar este curso fluvial en los bancos marisqueros“. Por eso, para Aldea Viva, “hablar en los términos en los que lo hace la conselleira Quintana supone, en estas circunstancias, un acto de irresponsabilidad política en el que hace gala de un desconocimiento sin límites de los impactos reales de la industria extractiva”.

La asociación recrimina a la conselleira su total desconocimiento de la situación derivada del descontrol minero en Touro / Aldea Viva

Para el colectivo, la situación real es que la Xunta y la propia conselleira -además de las reiteradas afirmaciones por parte de diversos representantes del Partido Popular como el diputado Moisés Blanco- “no están afrontando el problema desde un punto de vista realista, pues para valorar el presunto respecto por parte de la industria minera a la legislación vigente, no hay más que darse una vuelta por el paseo fluvial de la capital municipal de Touro y observar el lamentable estado de las aguas del río Portapego, tributario del propio Ulla”.

INVESTIGACIÓN ABIERTA EN ANDALUCÍA DE LAS LABORES MINERAS DE ATALAYA MINING EN RIOTINTO

Aldea Viva recuerda, además, que el SEPRONA de Andalucía tiene abierta desde el pasado mes de diciembre una investigación contra la matriz de Cobre San Rafael Atalaya Mining, para aclarar el destino de 3.000 millones de litros de aguas ácidas que ésta tenía almacenadas en su proyecto de Ríotinto, que ya no están contenidas en la corta minera de Cerro Colorado y que, según manifiestan diversas organizaciones de defensa ambiental, “pudieron ser vertidas al dominio público hidráulico sin ningún tipo de tratamiento incumpliendo así la Autorización Ambiental Unificada (AAU) concedida a la minera”.

“En estas circunstancias -se preguntan desde el colectivo- cabe preguntarse si la reiterada apelación a la “minería sostenible” por parte de la responsable de la Consellería do Mar Rosa Quintana y otros representantes públicos de su partido y si el respeto a la normativa vigente y la llamada a la tranquilidad hacia la población afectada por la mina de Touro, tiene alguna validez ante los hechos que se le achacan a la empresa impulsora del proyecto en otras zonas del Estado“.

Deja un comentario