El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, no asistió al entierro de la reconocida escritora Almudena Grandes. Mientras tanto, en el Cementerio Civil de la capital, sí estuvo presente el presidente del Gobierno.

En lugar de acudir a este evento, Almeida inauguró el Parque de la Gavia en el distrito de Villa de Vallecas. Esta área, considerada un nuevo pulmón verde en el sur de Madrid, fue diseñada durante la etapa de Manuela Carmena y enfrenta actualmente múltiples problemas de mantenimiento.

El alcalde, el 29 de noviembre, elogió este parque como el «nuevo pulmón verde de referencia del sur de Madrid». Sin embargo, dos meses después de su inauguración, el Ayuntamiento no había establecido un contrato de mantenimiento.

Almeida abandona el Parque de la Gavia, el cual inauguró para no asistir al entierro de Almudena Grandes
Almeida abandona el Parque de la Gavia, el cual inauguró para no asistir al entierro de Almudena Grandes

La Concejalía de Medio Ambiente decidió no incluirlo en el contrato de parques singulares y preparó cuatro contratos menores, adjudicándolos a cuatro empresas diferentes, dos de las cuales son filiales de la compañía que ejecutó la obra.

Desde su inauguración, el parque ha mostrado signos de abandono. Solo una de las cuatro puertas de entrada está abierta, y una sección del parque, conocida como Parque de la Atalayuela, permanece cerrada y en estado de abandono. Otra instalación lúdica que fue instalada hace dos años también carece de mantenimiento, impidiendo a los niños disfrutar de ella.

Este martes, Más Madrid llevó una iniciativa al Pleno del Distrito de Villa de Vallecas instando al Ayuntamiento a «acometer la 3ª fase en el Parque de La Gavia, completar las plantaciones de árboles, arbustos y praderas necesarias, mejorar la conexión con el parque de La Atalayuela, para terminar de poner a punto toda esta nueva zona verde y hacer una mejora integral acorde a la calidad del diseño del proyecto”.

En el parque se invirtieron 17 millones de euros en la rehabilitación y modernización del espacio, pero la falta de mantenimiento continúa siendo un problema.

A pesar de la inversión y el esfuerzo por crear un entorno sostenible, el parque sufre la falta de contratos de mantenimiento, lo que afecta negativamente a su conservación.

DEJA UNA RESPUESTA