Internacional

Amazon y su irrupción en el mundo de la educación

La multinacional gigante Amazon ya está en todas partes: ya es tu jefe, tu supermercado, tu televisión y tu Internet y ahora quiere ser también tu colegio. La compañía de Jeff Bezos está financiando silenciosamente, en un condado de California, una serie de cursos de la empresa para alumnos interesados en obtener un ventaja inicial una carrera en logística.

El curso, Amazon Logistics and Business Management Pathway, propone técnicas utilizadas dentro del coloso como modelos que no se pueden cambiar sino solo implementar. La empresa donó 50.000 dólares para proveer los materiales necesarios para el programa, impartido en un salón completamente decorado con los colores de Amazon y sus principios: «OBSESIÓN DEL CLIENTE», «SESGO POR LA ACCIÓN», «ENTREGA DE RESULTADOS» escritos en las paredes.

Además, un reportaje de Vice reveló que el curso incluye lecciones sobre cómo administrar sindicatos, a pesar de que el gigante del e-commerce acumula cientos de denuncias por sus prácticas antisindicales.

Amazon y su irrupción en el mundo de la educación

El contenido de las unidades se caracteriza por ser predominantemente “pro-negocios”, lo que indica que parte de la información puede estar sesgada a favor de la compañía. En una de las actividades se invita a los estudiantes a pensar en formas de motivar a los trabajadores “que no sean grandes bonos ni salarios más altos”.

En otra actividad se abordan los principios del taylorismo, reinante en la gestión científica del trabajo de Amazon encaminada a la máxima eficiencia productiva. El concepto de la administración científica de Frederick Taylor es una teoría desarrollada durante la revolución industrial para maximizar la productividad de los trabajadores a través del uso de cronómetros. Amazon tiene una política similar, que ha sido usada para despedir a trabajadores que no cumplen con sus estándares de productividad.

El curso también se centra en el estudio de la pirámide de necesidades de Maslow y cómo se puede utilizar para aumentar la eficiencia de los trabajadores.

El año pasado, la periodista Erica Hayasaki, quien relataba su visita al aula de Amazon señaló en un tuit: «El aula está diseñada para emular el interior de una fábrica de Amazon». Según Hayasaki, incluso se animó a los estudiantes a usar polos que se asemejan a uniformes.

Aunque esta no es la primera incursión de Amazon en la educación, el programa es único en el sentido de que enseña a los estudiantes específicamente sobre cómo trabajar para Amazon en un área donde la empresa ya ha saturado el mercado laboral.

Luna Izquierdo

Periodista. Jefa de redacción de Contrainformacion.es. Lunaizquierdo@contrainformacion.es

Entradas recientes

¿Qué estamos haciendo para detener el genocidio en Gaza?

Debemos levantar nuestras voces en protesta, presionar a nuestros gobiernos para que tomen medidas concretas…

23 horas hace

La era del retroceso en Argentina: un diputado de Milei pide que los padres pueden sacar a sus hijos de la escuela para que trabajen

La educación es nuestro escudo, nuestra espada, nuestra única esperanza de construir un mundo mejor.

23 horas hace

La batalla por anular toda la rapiña de la Iglesia con las inmatriculaciones

Es hora de poner fin a la impunidad de la Iglesia y de devolver al…

23 horas hace

Los 6 de Zaragoza: así quieren atemorizar a la lucha antifascista

El caso de los 6 de Zaragoza debe ser un llamado a la acción para…

23 horas hace

La falsa verdad de Vox: manipulación de datos en su campaña electoral en Euskadi

Necesitamos exigir transparencia y responsabilidad a aquellos que aspiran a representarnos, de rechazar categóricamente las…

23 horas hace

Andalucía no se doblega ante las privatizaciones de Moreno Bonilla: en defensa de la sanidad pública

La sanidad pública no se vende, se defiende, y Andalucía está en pie de guerra.

23 horas hace