Redacción

Antonio Serrano Arnal, magistrado titular del Juzgado de Instrucción nº 31 de Madrid, ha citado a declarar en calidad de investigado el próximo día 5 de abril a Rato por la supuesta comisión de blanqueo externo, al que se hace referencia en el informe de la Unidad Central Operativa (UCO)de marzo del 2017, hace ahora un año.

El retraso es debido a que la Audiencia Provincial de Madrid estimó parcialmente un recurso de apelación al respecto presentado por la Fiscalía y la Abogacía del Estado después de que el juez Serrano Arnal hubiese sobreseído la causa.

La Guardia Civil atribuía en este informe a Rodrigo Rato los delitos de cohecho, malversación de caudales públicos, blanqueo de capitales y contra la Hacienda pública, por supuestamente haber cobrado mediante empresas familiares un total de 67,6 millones de euros de las sociedades que había privatizado durante el gobierno de José María Aznar, ejerciendo Rato de ministro de Economía.

La Audiencia Provincial de Madrid daba la razón al juez en que no existía base suficiente para investigar un delito de cohecho, pero consideraba que debía seguir investigándose un posible blanqueo de capitales: “ha tenido sociedades domiciliadas en el extranjero utilizando como testaferros a sociedades fiduciarias, sin actividad social conocida, y cuyo fin último se adivina sin esfuerzo que era defraudar a la Hacienda Pública mediante el envío a dichas sociedades de cantidades de dinero que permanecían de este modo oculto al Fisco y, posteriormente, estas cantidades defraudadas han retornado al circuito económico mediante su transferencia a otras sociedades”.

Deja un comentario