Santiago Abascal, líder del partido de extrema derecha Vox, ha usado un valioso tiempo en el debate de la moción de censura contra el Gobierno de Pedro Sánchez leyendo durante muchos minutos los nombres de todas las víctimas de la banda terrorista ETA.

Subió a la tribuna Abascal sin que de su boca saliese nada más que la lista de nombres que portaba consigo en un papel. De uno en uno, pronunció el nombre de las víctimas de ETA. Pidió a su formación que no aplaudiesen señalando que era “importante lo que iba a decir”.

El periodista Antón Losada se ha hecho eco de esta populista y falta de tacto acción del líder del partido ultra y ha lanzado una pregunta en su cuenta de Twitter: «¿Ha pedido Abascal permiso a las familias de las víctimas de ETA para usar su nombre en un acto de propaganda partidista?»

La respuesta fue contestada poco después por María Jaúregi, hija de Juan Mari Jáuregui, ex gobernador civil de Guipúzcoa del PSOE asesinado por ETA en 2000, quién ha cargado contra el líder de Vox por haber citado a su padre.

«Es una falta de respeto a la memoria de mi aita que utilices su nombre», ha comentado Jáuregui minutos después de que Abascal dedicara su réplica a la portavoz de Bildu.

«No sé si sabrás que mi aita luchó contra el franquismo y era un firme defensor del diálogo y la democracia. No voy a permitir que manches su nombre. Basta ya de utilizar a las víctimas», replicó María.