Este miércoles, el Juzgado de lo Penal número 30 de Madrid ha celebrado el juicio al periodista de OK Diario Alejandro Entrambasaguas por presuntamente acosar a los hijos de Irene Montero y Pablo Iglesias en noviembre y diciembre de 2019. La Fiscalía solicita para el periodista un año de cárcel.

Por su parte la abogada de la pareja solicitan dos años de prisión, el alejamiento del periodista con respecto a los menores y una indemnización de 10.000 euros por un delito de acoso a personas especialmente vulnerables por razón de su edad.

La actual ministra de Igualdad y el exvicepresidente del Gobierno Pablo Iglesias han relatado en el juicio que temieron por la seguridad de los niños porque no sabían hasta dónde llegaría el periodista procesado.

La denuncia señala que el redactor llamó reiteradamente al teléfono móvil de la cuidadora de los pequeños y al telefonillo de la vivienda. Además, entró en las zonas comunes de la urbanización en las que a veces estaban los pequeños «portando en alguna ocasión cámaras de grabación, con el fin de localizar a los mismos u obtener en su defecto información de éstos, preguntando a los allí presentes, incluso a menores usuarios de dichas zonas infantiles», según la Fiscalía.

Arranca el juicio por el supuesto acoso a los hijos de Pablo Iglesias e Irene Montero / Imagen: EP
Arranca el juicio por el supuesto acoso a los hijos de Pablo Iglesias e Irene Montero / Imagen: EP

Cambio en la rutina de los menores

Asimismo, el Ministerio Público destaca que las visitas de Entrambasaguas a la guardería durante cuatro días a finales de 2019 «provocó un cambio en la rutina de los menores, tanto en los horarios, lugar de entrega y recogida, como en el lugar de ocio de los mismos, al dejar estos de salir al exterior de la vivienda por temor a no ser capaces de preservar su seguridad e intimidad, incluso en la elección de la persona que debía atenderlos, ya que finalmente la cuidadora decidió cesar en el cuidado de estos».

Por su parte, el acusado ha defendido que su presencia se debía estrictamente a una investigación periodística sobre una presunta guardería ilegal y que en ningún momento acosó a los niños: «Jamás me acerqué a ellos», ha señalado.

No conforme con los argumentos del periodista, la Fiscalía mantuvo al final del juicio su petición de un año de cárcel para Entrambasaguas , así como la «prohibición de comunicación por cualquier medio y aproximación a menos de 500 metros durante el plazo de dos años respecto de los menores», mientras la letrada de Montero e Iglesias hizo lo propio y confirmó su petición de dos años de cárcel, mientras que su defensa solicitó la absolución.

Archivo provisional de las actuaciones sobre Eduardo Inda

Eduardo Inda, director de OK Diario ha sido llamado a declarar como testigo, pero la Fiscalía ha pedido el archivo provisional de las actuaciones sobre el periodista «al no existir indicios que permitan imputar al mismo la comisión de delito alguno».

El caso ha quedado este miércoles visto para sentencia. El magistrado David Yehiel maman tendrá que decidir si los hechos probados en el juicio son constitutivos de un acoso «reiterado e insistente», como defiende la acusación, o si entra dentro del derecho a la información, como alega la defensa.

1 Comentario

DEJA UNA RESPUESTA