El exjuez y jefe del equipo de abogados del activista Julian Assange, Baltasar Garzón, ha asegurado este jueves que el fundador de WikiLeaks es víctima de una «clara persecución política», por lo que hará «todo lo necesario» para defenderle de las acusaciones.

«Haremos todo lo necesario a nivel nacional e internacional para defender los derechos de Assange porque entendemos que es una clara persecución política basada en falsedades», ha subrayado Garzón en declaraciones antes de participar en un acto de Actúa, la plataforma política de Gaspar Llamazares.

Assange ha sido detenido este jueves en el interior de la embajada de Ecuador en Londres, donde estaba refugiado desde 2012, después de que el Gobierno de ese país decidiera retirarle el asilo político por violar acuerdos internacionales y el protocolo especial de convivencia y participar en una trama de desestabilización institucional.

Para su abogado Garzón, las razones por las que se le ha retirado el asilo político «no son ciertas» y revelan que Assange «está amenazado por razones políticas y que la persecución desde Estados Unidos esta más vigente que nunca, hasta el punto de que recientemente se ha tildado a Wikileaks como organización terrorista».

Garzón ha subrayado que, con su decisión de retirarle el asilo, Ecuador ha incumplido todas las normas de la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH), por lo que el equipo jurídico ya ha presentado una queja y presentará una demanda de medidas cautelares.

Además, ha señalado que la CIDH ha dejado «perfectamente claro que la apreciación que ha hecho de asilo el presidente Lenin Moreno es arbitraria y no tiene consistencia, como tampoco es cierto el incumplimiento por Julian Assange de las de normas de convivencia».

Garzón ha apuntado también que tanto WikiLeaks como Assanges y sus abogados han sufrido «un ataque masivo de sus datos y reuniones en la embajada; eso es muy grave y se va a formular la correspondiente querella criminal».

En esa situación, «decir que Assagne ha incumplido un protocolo de convivencia es una arbitrariedad y una falsedad», ha asegurado Garzón, quien se ha mostrado convencido de que en breve se pondrá en marcha un proceso de extradición, cuya orden supuestamente existía ya desde noviembre.

«Haremos todo lo necesario a nivel nacional e internacional para defender los derechos de Assange, porque entendemos que es una clara persecución política», ha subrayado.


Necesitamos tu ayuda para seguir adelante con el periodismo crítico, ayúdanos a no tener que depender de publicidad externa y que Contrainformación sea solo de sus lectores. Con 1, 2, o 3 euros al mes nos ayudarás a seguir mostrándote nuestros artículos críticos.

Ayúdanos a seguir ofreciendo Contrainformación.

Deja un comentario