Bonilla de la Sierra, uno de los pueblos más bonitos de España, amenazado por la minería a cielo abierto

Bonilla de la Sierra, en Ávila, es presentada, en esta edición de FITUR, en Madrid, como uno de los “Pueblos más bonitos de España”, Y lo hace con la personalidad que le dan sus ocho siglos de vida y la historia impregnada en cada uno de sus rincones , elementos clave que la llevaron a ser denominada “Conjunto histórico artístico”, en 1983.

La “Puerta de la Villa” dará la bienvenida a un visitante que andará, por sus calles empedradas, el mismo recorrido que en su día llevaron a cabo judíos, árabes y cristianos. O ilustres obispos y nobles, que hicieron del castillo-palacio su morada en el siglo XII, y de la impresionante colegiata de San Martín, que preside la plaza, su lugar de culto desde el siglo XV.

Amenazada por la minería a cielo abierto

Sin embargo, esta villa, que fue sede del Sínodo Episcopal de 1384, que acogió al padre de la reina Isabel La Católica: Juan II de Castilla, y vio morir a uno de los obispos más ilustres de Ávila: Alonso de Madrigal, “El tostado”, está amenazada actualmente por la minería a cielo abierto.

Dos expedientes mineros; Sonsoles 1.138 y Villatoro 1.143 podrían acabar con siglos de historia, patrimonio cultural y modo de vida de los habitantes de Bonilla de la Sierra y del Valle del Corneja, ya que las 54 cuadrículas mineras del primero de los expedientes, Sonsoles 1.138, abarcarían pueblos como Tórtoles, Becedillas – con Casillas de Chicapierna-, Zapardiel de la Cañada y Bonilla de la Sierra – con sus anejos Cabezas de Bonilla, Pajarejos y Rivera de Corneja. Y las 26 cuadrículas mineras de Villatoro 1.143 prácticamente a las mismas localidades, añadiendo en este caso a Casas del Puerto y excluyendo a Zapardiel de la Cañada.

Una actividad minera que podría verse favorecida por la reciente aprobación de la tramitación de modificación de la Ley de Urbanismo, llevada a cabo por el PP de Castilla y León ,que facilitaría abrir una mina no energética a cielo abierto en suelo rústico protegido. Aprobación que ha contado con los votos a favor del PP y la abstención de cuatro de los cinco procuradores de Ciudadanos.

 

Dos años de lucha

Con el fin de salvar la riqueza del patrimonio de Bonilla de la Sierra y del Valle del Corneja, en general, los más allegados a estas tierras llevan dos años luchando para intentar que la posible mina de feldespato que amenaza con arrebatarles todo lo que poseen, no se lleve a cabo.

“El reconocimiento de Bonilla de la Sierra como uno de los pueblos más bonitos de España nos da la esperanza de poder devolverle la bonanza que vivió en su mejor época”, afirman miembros de la Plataforma No a la Mina en el Valle del Corneja, que han visto incrementar en gran medida el número de turistas..

“Estamos seguros de que surgirán iniciativas turísticas que harán que la despoblación deje de cebarse con esta villa, como está ocurriendo con la mayoría del mundo rural castellano leonés”, explican. “La despoblación es quien alienta proyectos especulativos como el de la minería a cielo abierto, que también amenaza a la Sierra de Yemas, muy cerca de Ávila o como lo hizo con la Sierra de Ávila, afortunadamente fuera de combate actualmente”, aseguran.

Y así, con la esperanza puesta en tiempos mejores, manifiestan que seguirán luchando, como ya hicieron sus antepasados, por construir un futuro mejor para su villa, aunque esta vez no estén pertrechados tras la muralla que les hizo permanecer seguros y que hoy está en proceso de reconstrucción. Otra de las joyas históricas que el visitante no puede dejar de ver.


Necesitamos tu ayuda para seguir adelante con el periodismo crítico, ayúdanos a no tener que depender de publicidad externa y que Contrainformación sea solo de sus lectores. Con 1, 2, o 3 euros al mes nos ayudarás a seguir mostrándote nuestros artículos críticos.

Ayúdanos a seguir ofreciendo Contrainformación.

2 Comentarios

Deja un comentario