El presidente de la República Árabe Saharaui Democrática (RASD) y Secretario General del Frente Polisario, Brahim Gali, se encuentra en España recuperándose de la COVID-19. Durante la tarde del jueves 22 de abril fuentes del gobierno saharaui y español confirmaron su presencia y afirmaron que está siendo tratado “por razones humanitarias” en un hospital del país.

Durante la mañana del viernes 23 la Ministra de Asuntos Exteriores española, Arancha González Laya, aseguró a la prensa tras una reunión con su homólogo palestino que el pueblo español es “solidario y humanitario”. Afirmando además que “es una tradición que nosotros tenemos porque otros antes la han tenido con nosotros».

Abdulah Arabi, Delegado del Frente Polisario en España, ha deseado “una pronta recuperación” al presidente saharaui desde Gran Canaria, donde se ha reunido con autoridades y sociedad civil de las islas para agradecer el envió de 1.200 toneladas de gofio a los campos de refugiados.

La situación de líder saharaui es “estable” y la agencia oficial Sahara Press Service, citando fuentes de la oficina de presidencia, aseguró que “el estado salud del Presidente de la República, Brahim Gali, no es motivo de preocupación y evoluciona favorablemente desde que fue confirmado su cuadro de Coronavirus”.

Desde hace dos semanas se vive en los campamentos de refugiados de Tinduf un rebrote de COVID “del que nadie está exento”. En este sentido, el pasado 10 de abril el gobierno saharaui recibió las primeras 5.000 vacunas contra la pandemia, las cuales “ya están siendo administradas a la población de riesgo conforme a lo aprobado en el plan nacional de vacunación” como informó al medio VOZ SAHARAUI la Ministra de Salud Pública de la RASD Jira Bulahi.

DEJA UNA RESPUESTA