El líder del PP y candidato a la Presidencia del Gobierno, Pablo Casado, ha pedido este jueves el voto al Partido Popular en las elecciones generales del 28 de abril para frenar las “luces rojas” que se ciernen en economía y las “sombras oscuras” en materia territorial.

En acto con empresarios asturianos celebrado en Oviedo, Casado ha alertado de la “desaceleración” económica en España, algo que, según ha dicho, está provocando que se pierda empleo. De hecho, ha subrayado que desde que Pedro Sánchez formó gobierno hay 126.000 parados más en España.

“Hay 21.000 millones más de deuda pública. Los españoles estamos en deuda con Pedro Sánchez. Exactamente en 21.000 millones que se ha endeudado para dar a la manivela de las promesas electorales” y financiar su campaña electoral”, ha manifestado.

A renglón seguido, ha repasado otros indicadores económicos que, a su juicio, apuntan a esa desaceleración del crecimiento económico y del empleo en España, como la caída del índice de creación de empresas un 173%”. También ha hecho hincapié en la caída del consumo de los hogares y de la inversión.

“El problema es que estos indicadores son reales. El problema es que también la seguridad jurídica y la estabilidad política cotiza en bolsa”, ha manifestado Casado, que ha dicho que el PP que él dirige quiere una “oportunidad” de llevar a cabo los “sueños y anhelos” que le han hecho llegar muchos ciudadanos.

INFORME DE “CLARIDAD FISCAL”

Ante los empresarios asturianos ha indicado que si gana las elecciones creará un informe de “claridad fiscal” que será una “auténtica revolución” para que todos los contribuyentes sepan en un “informe anual” los impuestos que pagan y rindan con ello cuentas a las Administraciones.

También ha defendido la libertad de horarios comerciales para mejorar la competencia y ha recordado que su propuesta de blindaje fiscal del ahorro supondrá hasta 8.000 euros de desgravaciones sin tributación cuando el dinero se recupere al llegar a la jubilación.

Además, ha reiterado que la “revolución fiscal” que propone el PP supone devolver a los ciudadanos 16.100 millones de euros y un aumento del PIB en 28.000 millones. “Daremos más importancia a las personas, familias, autónomos y sociedad civil, y gobiernos más austeros, eficientes y eficaces”, ha concluido.

Deja un comentario