Eldiario.es


Un agente de la Guardia Urbana de Barcelona ha matado a tiros a un perro que le atacó, junto con otros, en los jardines Mossèn Cinto Verdaguer. Los hechos sucedieron esta madrugada, cuando la policía recibió una llamada por una agresión de varios perros en la zona, según han difundido en Twitter. 

Tras la polémica con la muerte de la perra Sota, un caso que está ahora a juicio para esclarecer si el animal mordió o no al agente que la disparó, en esta ocasión la Guardia Urbana ha optado por comunicar el incidente con todo detalle. 

Al llegar a los Jardines Mossèn Cinto Verdaguer sobre las 00:30h., la policía relata que se encontraron con una persona «muy alterada» y otra con una herida que sangraba. Junto a ellos había seis perros «de gran tamaño», que atacaron a los agentes en cuanto trataron de acercarse al propietario. 

Siempre según el relato policial, los agentes trataron de protegerse «infructuosamente» con las porras, mientras que uno de ellos quedó rodeado por tres perros, uno de los cuales le mordió en la espalda. «Al no poder frenar la agresión», informa la Guardia Urbana, «ha utilizado el arma de fuego». 

Desde el Ayuntamiento informan que han denunciado al dueño de los perros por un presunto delito de atentado contra la autoridad y lesiones por imprudencia grave, así como incumplir la ordenanza municipal sobre animales, y han trasladado los cinco perros restantes al Centro de Acogida de Animales. 

Ver en Eldiario.es

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario