«Si la gobernabilidad de España depende del bloqueo de las impresoras de Rufián, esta será la excusa perfecta para que los socialistas se acaben lanzando a los brazos de Cs», ha dicho en una rueda prensa, en referencia al gesto de Rufián en la Cámara Baja enseñando uno de estos aparatos.

Mena ha recordado las palabras del ministro de Fomento, José Luis Ábalos, que este fin de semana planteó que es «preferible» una alianza con Cs que con quienes cuestionan la unidad de España, y ha avisado a ERC de que ese pacto tiene un precio.

Ha concretado que es «el precio de la inmersión lingüística, el de la precariedad y el del 155 inteligente: los mismos errores» que han llevado a Cataluña a la situación en la que se encuentra, según Mena.

Y ha confrontado esa posibilidad con el voto a ECP, «garantía de que el pacto (de gobierno) no destroce Cataluña» y de pelear por los derechos sociales y por la solución democrática al conflicto en Catalunya, asegura.

FISCALÍA

Sobre que la Fiscalía actúe contra el presidente del Govern, Quim Torra, por haber mantenido pancartas con lazos y lemas en la Generalitat pese al requerimiento de la Junta Electoral Central (JEC) de retirarlas, ha dicho que «no ayuda a solucionar nada».

Mena considera que los comuns apuestan por más política y más democracia, y que seguir judicializando la política no desencallará la situación, venga «por una parte o por la otra», en referencia a que Torra también ha anunciado una querella contra la JEC.

CONSELLERAS

Para Mena, la política debe primar sobre la justicia para buscar soluciones, y que debe aplicarse, no solo al conflicto territorial, sino también a los problemas de la ciudadanía, algo que cree que el presidente catalán está desatendiendo.

Preguntado por el cambio de consejeras que está efectuando el Govern, Mena ha respondido que las consejeras salientes «han impuesto sus intereses partidistas a los de los ciudadanos; solo así se explica el salto al Congreso y al Ayuntamiento dejando abiertos retos que no habían cerrado».

El portavoz hacía referencia a que Meritxell Budó ha sido nombrada este lunes consellera de Presidencia en sustitución de Elsa Artadi –que irá en la lista de JxCat en las elecciones municipales en Barcelona– y a que Mariàngela Villalonga ha asumido Cultura, tras el anuncio de Laura Borràs de concurrir a las generales.

Preguntado por las nuevas titulares de las carteras catalanas ha razonado: «Les tendremos que dar el tiempo necesario para que demuestren si son buenas consejeras o no».

ORIOL PUJOL

En respuesta a los periodistas, Mena ha explicado que los comuns han pedido la comparecencia en el Parlament de la consellera de Justicia, Ester Capella, después de que el departamento haya concedido el tercer grado al exdiputado Oriol Pujol, condenado a 2 años y medio por el caso ITV y que en prisión desde el 17 de enero.

«La corrupción en Cataluña ha generado una desafección de la política. No nos cabe en la cabeza que una consejería en manos de ERC abra la puerta a que Pujol se beneficie de este grado», y ha añadido que esperan las explicaciones de Capella para evitar la sensación de impunidad ante la corrupción que considera que generan este tipo de decisiones.