El Ministerio de Sanidad ha recurrido por primera vez a las actuaciones coordinadas para decretar este viernes 11 medidas de obligado cumplimiento en todo el territorio nacional. Dichas medidas afectan a siete ámbitos: el ocio nocturno, la hostelería, los centros sociosanitarios, los eventos multitudinarios, los cribados específicos y el consumo de alcohol y tabaco.

Sin embargo, en transportes públicos no hay ni tan solo una recomendación el ministerio comandado por Illa. Esto lleva a la situación denunciada por el periodista Pascual Serrano en su cuenta oficial de Twitter.

«Aquí @Renfe Cuando los asientos son gratis en la estación, la mitad se anulan para mantener distancia. Cuando son de pago dentro del tren, todos ocupados y se acabó la distancia de seguridad», señala Serrano.

https://twitter.com/pascual_serrano/status/1294954647673872387

La lectura, más allá de la falta de coherencia que desprende, deja un poso capitalista. Los asientos son gratuitos en la estación, no importa que la gente esté de pie; sin embargo, la empresa no puede perder dinero poniendo en funcionamiento un tren con la mitad de pasajeros. En definitiva, el dinero por encima de la salud de los viajeros.