Ciudadanos ha diseñado una campaña electoral centrada en la unidad de España para parar los pies a los separatistas catalanes y en atraer al PP a una coalición de Gobierno: «No pensamos tirar la toalla», aseguran, y pelearán hasta el último minuto para conseguir que los populares acepten.

La confrontación con Pedro Sánchez será también uno de los ejes de esta campaña, según fuentes de la formación naranja, y darán prioridad además a los temas relacionados con la regeneración, el empleo o la despoblación, recién incorporado a la agenda.

Su estrategia pasa por ignorar a Vox pese a que el partido de Santiago Abascal puede ser imprescindible para formar gobierno, junto al PP, como ha sucedido en Andalucía.

La caravana electoral, que no se saltará los días de Semana Santa, arrancará en Madrid con la pegada de carteles y cerrará en Valencia para reforzar también la marca naranja en las autonómicas valencianas, que se adelantaron al 28 de abril.

Como en caravanas anteriores, Cs no ha planificado actos de grandes movilizaciones sino de menor tamaño, más pegados a la calle, y sectoriales.

El más multitudinario que tienen previsto montar ni siquiera es en campaña, sino el próximo domingo en Las Rozas (Madrid), en un espacio que tiene aforo para unas 6.000 personas.

Si bien será una campaña que girará en torno al líder de la formación, Albert Rivera, la «número uno» por Barcelona, Inés Arrimadas, tendrá también mucho peso después del «enorme tirón» que tuvo en las andaluzas de diciembre, señalan.

Las propuestas, explican las mismas fuentes, van a tener más peso que en otras citas electorales y de hecho, recuerdan, la precampaña ha sido «muy propositiva» con anuncios de nuevas iniciativas casi a diario como la creación de empresas en 24 horas, que las familias monoparentales y con dos hijos sean consideradas numerosas o una tarifa plana para las mujeres autónomas rurales.

Prometen también una campaña «muy valiente» en cuanto a la creatividad de los actos y en los formatos, aunque no dan ninguna pista de por dónde irán.