La dirección de Vox se encuentra inmersa en un proceso de evaluación minuciosa de las cualidades y capacidades de sus diputados, a fin de seleccionar al sucesor de Iván Espinosa de los Monteros como portavoz en el Congreso. Entre los nombres que resuenan con mayor fuerza para asumir esta destacada posición se encuentran Pepa Millán, María Ruíz, José María Figaredo y Rocío de Meer.

Tras la renuncia de Espinosa al acta de diputado por motivos personales, fuentes del partido han confirmado a EFE que uno de estos cuatro candidatos ocupará el cargo de portavoz, descartando categóricamente la posibilidad de que sea Ignacio Hoces.

Pepa Millán, abogada oriunda de Córdoba, se destaca su elocuencia y firmeza en el Senado, desafiando durante la legislatura pasada al presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, como portavoz de Vox en las sesiones de control al Ejecutivo. A pesar de su juventud, 28 años, se reconoce su gran potencial, aunque el partido opta por no «quemarla» prematuramente.

Los cuatro nombres que baraja Vox para sustituir a Espinosa de los Monteros
Los cuatro nombres que baraja Vox para sustituir a Espinosa de los Monteros

La periodista María Ruíz también figura como una opción sólida. Su relevancia en Vox ha ido creciendo con el tiempo, y su papel en el Comité Ejecutivo Nacional como vocal con voz y voto, además de ocupar la Vicesecretaría de Territorial y Organización, le otorgan un peso significativo. Su calma y aplomo son cualidades que resaltan quienes la conocen. La elección podría pivotar en torno a si su perfil encaja con la dirección que Vox busca para el nuevo período parlamentario.

José María Figaredo, abogado asturiano, asumió la responsabilidad de secretario general del grupo parlamentario tras la salida abrupta de Macarena Olona en el período anterior. En menos de un año, ha demostrado su eficacia en este cargo, una cualidad que podría ser un factor determinante en su permanencia.

Rocío de Meer, diputada por Almería desde la entrada de Vox en el Congreso en abril de 2019, ha mantenido una presencia constante en las filas del partido. Su voz y voto en el Comité Ejecutivo Nacional, junto con su reputación como una de las figuras más sólidas y tenaces de la formación, le otorgan un perfil distintivo.

La designación del nuevo portavoz conlleva decisiones cruciales para la dirección de Vox en este nuevo ciclo parlamentario. Con cada candidato aportando atributos únicos, la elección definirá la dirección que el partido busca tomar en el Congreso en los próximos años.

DEJA UNA RESPUESTA