Una jueza federal de Argentina declaró este jueves inconstitucional el decreto promovido por el Gobierno de Mauricio Macri que habilitaba el voto por correo de los argentinos residentes en el extranjero, informaron fuentes judiciales.

La jueza de la Ciudad de Buenos Aires María Servini, con competencia electoral, rechazó el decreto firmado en enero por el Ejecutivo que modificaba la política electoral de los no residentes.

El Gobierno apelará esta decisión ante la Cámara Electoral.

El decreto, publicado el 11 de enero, asegura que este procedimiento responde a la necesidad de garantizar el voto en los electores que se encuentran imposibilitados de sufragar debido a la distancia entre el domicilio particular y los lugares de votación.

«La experiencia comparada, especialmente los casos de los Estados Unidos Mexicanos, del Reino de España y de la República Italiana, muestra que el instrumento más idóneo para facilitar el derecho a voto a quienes viven alejados de la representación consular, es brindar la posibilidad de ejercer los derechos electorales mediante un sistema de votación por correo postal», reza el decreto.

Sin embargo, la resolución de la jueza precisó que «ni la Ley 24.007 ni el Código Electoral Nacional -en su redacción original como tampoco en ninguna de sus reformas- prevén la posibilidad de emitir sufragio mediante correo postal».

«En consecuencia, si el Poder Legislativo al sancionar la Ley 24.007 no estableció pautas precisas en relación a esta cuestión, y tampoco modificó el Código Electoral Nacional estableciendo un nuevo sistema de votación, el Poder Ejecutivo no puede hacerlo ya que ello implicaría modificar una cuestión sustancial de la normativa electoral», sentenció la magistrada a través del texto.

Hasta ahora, los argentinos que viven en el extranjero y que desearan sufragar, algo que es obligatorio en el país austral siempre y cuando no exista una justificación al impedimento, debían registrarse en una página web oficial hasta el 29 de julio.

Después de esto, solo tenían que esperar a recibir un sobre para emitir su voto por correo, y enviarlo al Consulado de Argentina antes del 23 de octubre, lo que significa que se registraría cuatro días antes de los comicios.

El Gobierno argentino modificó a través de tres decretos las reglas electorales, que afectaban al voto de los argentinos residentes en el exterior, de los procesados con prisión preventiva y de los agentes de las Fuerzas Armadas.

Alrededor de 360.000 argentinos que registraron su residencia en el extranjero se encuentran habilitados para votar en los próximos comicios, que tendrán su primera vuelta el 27 de octubre y una eventual segunda el 24 de noviembre, con unas primarias en agosto para elegir a los candidatos definitivos.

Fuente