Este viernes, se publicaba en el BOE la declaración de bienes actualizada de los miembros del Gobierno y altos cargos y revelaba que el 65% del Ejecutivo, es decir, 15 de los 23 miembros que lo componen, incluido Pedro Sánchez, tienen planes de pensiones o seguros de vida de ahorro.

Según informaciones de infoLibre, los 15 miembros del Gobierno con planes de pensiones o seguros de vida son: Pedro Sánchez, con 85.865 euros y un patrimonio de 211.650 euros; Carmen Calvo, con 132.404 euros y un patrimonio de 464.090,55 euros; José Luis Ábalos, con 30.378 euros y un patrimonio de 225.308,385 euros; Juan Carlos Campo, con 121.465 euros y un patrimonio de 362.965,53 euros; Margarita Robles, con 93.793 euros y un patrimonio de 772.809,87 euros; Reyes Maroto, con 41.155 euros y un patrimonio de 460.744 euros; Salvador Illa, con 43.086,21 euros y un patrimonio de 148.573,87 euros; José Manuel Rodríguez Uribes, con 20.000 euros  y un patrimonio de 147.000 euros; Carolina Darias, con 3.170 euros y un patrimonio de 198.698,07 euros; Manuel Castells, con 1,4 millones y un patrimonio de 2,8 millones.

El ya exvicepresidente Pablo Iglesias y la ministra de Igualdad Irene Montero tienen un seguro de vida de 187.500 euros cada uno, aunque no se trata de un seguro de vida con valor de rescate. El seguro fue contraído con la hipoteca y no pueden disponer del dinero.

¿Cómo van a defender los políticos las pensiones públicas si ellos tienen planes privados?
¿Cómo van a defender los políticos las pensiones públicas si ellos tienen planes privados?

Los tres ministros que faltan tienen planes de pensiones o seguros de vida, pero también otros vehículos de ahorro financiero. Isabel Celáa tiene 565.825,44 euros en concepto de «acciones y participaciones en el capital social o en el fondo patrimonial de instituciones de inversión colectiva negociadas» y un patrimonio de 1.142.024,94 euros. Pedro Duque posee también «acciones y participaciones en el capital social o en el fondo patrimonial de entidades jurídicas negociadas; deuda pública, obligaciones o bonos» por valor de 598.937 euros y un patrimonio de 1.434.165 euros y José Luis Escrivá gestiona por el mismo concepto que Pedro Duque 796.736 euros además de un seguro de vida o plan de pensiones de 255.522 euros y posee 1.574.634 euros de patrimonio.

Políticos sin planes de pensiones o seguros de ahorro

En la otra cara de la moneda, sin planes de pensiones o seguros de ahorro se encuentran el ministro Alberto Garzón con una deuda de 26.803,46 euros, María Jesús Montero con 19.077,5 euros de patrimonio y Yolanda Díaz con 25.227,955 euros. Tampoco poseen planes de pensiones o seguros de ahorro Nadia Calviño con 335.630 euros de patrimonio, Teresa Ribera con 342.000 euros euros de patrimonio, Arancha González Laya con 870.816,03 euros de patrimonio, Fernando Grande-Marlaska con 457.922 de patrimonio o Luis Planas, con 292.859,89 euros.

Defender las pensiones públicas teniendo planes privados

Esta situación nos lleva a pensar cómo van a defender los políticos las pensiones públicas mientras ellos mismos tienen planes privados de ahorro. Coordinadoras, plataformas y colectivos de pensionistas de todo el Estado salen a la calle de manera contínua para presionar y que el Gobierno no se olvide de los ingresos de los mayores.

La última gran movilización de pensionistas fue contra las recomendaciones del Pacto de Toledo y el plan de reforma del sistema público de pensiones del ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, quien posee, según indicamos más arriba, un seguro de vida o plan de pensiones de 255.522 euros.

Este nuevo ataque al sistema público de pensiones capitaneado por Escrivá fomenta las jubilaciones privadas, no garantiza una pensión mínima ni soluciona la desigualdad entre hombres y mujeres en las pensiones. Y es que se trata, llanamente, de ricos gestionando el dinero de los pobres, élites manejando un sistema que no les importa ya que no se ven beneficiados por él.

Si esta España fuese justa y ecuánime para con sus ciudadanos y ciudadanas, quienes manejan los hilos tendrían las mismas condiciones que quienes se ven beneficiados o perjudicados por las medidas tomadas. Solo así se gobernaría para la gente y no para el beneficio propio.

 

1 Comentario

  1. «Esta situación nos lleva a pensar cómo van a defender los políticos las pensiones públicas mientras ellos mismos tienen planes privados de ahorro.» Una vez más, información sesgada.

DEJA UNA RESPUESTA