Los profesionales de la educación en la Comunidad de Madrid, liderada por Isabel Díaz Ayuso, expresan su descontento ante el reciente acuerdo alcanzado con la Consejería de Educación. El acuerdo, que aborda principalmente la carga lectiva y las ratios, ha generado fricciones entre los docentes y los sindicatos, dando lugar a lo que algunos describen como un «fuego amigo» en el sector educativo.

Este descontento no es nuevo, ya que las negociaciones anteriores lideradas por Díaz Ayuso también han sido criticadas por su «letra pequeña». Un ejemplo de esto fue el aumento salarial para los profesores en septiembre de 2022, y ahora, nuevamente, la comunidad educativa madrileña señala que una nueva propuesta excluye a los trabajadores de Infantil y Primaria.

El acuerdo en cuestión se centra principalmente en las horas lectivas y las ratios, beneficiando principalmente a los profesionales de Secundaria, FP y Régimen Especial (RE), según denuncias de otras áreas educativas.

División educativa: el controvertido acuerdo de Ayuso desprotege a docentes de Infantil y Primaria
División educativa: el controvertido acuerdo de Ayuso desprotege a docentes de Infantil y Primaria

Entre las disposiciones, se destaca la vuelta a las 18 horas lectivas para los profesores del primer grupo, mientras que para Infantil y Primaria se menciona la «reducción de una hora complementaria semanal», lo que equivale a una hora menos de permanencia en el centro.

Sin embargo, sindicatos como CGT, STEM y CNT, así como la asamblea Menos Lectiva, demandan que la Comunidad de Madrid retroceda a las 18 horas en Secundaria desde las actuales 20, y a las 23 en primaria desde las 25. Además, instan a considerar las demandas de los trabajadores de Infantil, que han quedado excluidos del acuerdo.

El desacuerdo también se manifiesta en el choque entre sindicatos. CCOO, UGT, CSIF y ANPE habían llegado a un acuerdo inicial en noviembre para lograr las 18 horas semanales en Secundaria, FP y RE en un plazo de dos años. Sin embargo, sindicatos como Menos Lectivas, CGT, STEM y CNT consideran el acuerdo «inaceptable» al dejar fuera a los profesores de Infantil y Primaria.

Ante este escenario, los docentes anuncian un paro los días 27, 28 y 29 como protesta por el descontento generado por el acuerdo insuficiente. Reclaman una reducción inmediata de las horas lectivas en todas las etapas educativas y critican la falta de compromiso de la Consejería en la negociación.

La problemática de las horas lectivas en Madrid no es nueva, arrastrándose desde la época de Esperanza Aguirre. La actual líder, Isabel Díaz Ayuso, enfrenta críticas por su postura contra lo establecido por la ley Celáa, mientras los datos de CGT expresan que la reducción de las horas lectivas podría traducirse en la contratación de más de 4.000 docentes y una inversión de 144 millones de euros.

Además de la carga lectiva, los profesores exigen la equiparación salarial con otras comunidades autónomas, la implementación de políticas para reducir la segregación escolar, y la construcción y dotación efectiva de más centros públicos, entre otras demandas.

La tensión en el ámbito educativo madrileño parece lejos de resolverse, y los próximos días de huelga son un reflejo del malestar persistente entre los profesionales de la educación.

DEJA UNA RESPUESTA