En la localidad de Torrox, en Málaga, dos vecinas, María José y Encarni, se han convertido en un símbolo de integridad y bondad. Su historia, aunque no es única, resulta sorprendente en los tiempos que vivimos.

Como acostumbran, ambas salieron a dar un paseo por las calles de su pueblo. En medio de su caminata, se encontraron con una bolsa tirada en el suelo que contenía nada menos que 3.000 euros en efectivo, según ha informado Antena 3.

Frente a una tentación evidente, especialmente para dos personas que reconocen tener pocos recursos, su sentido cívico prevaleció. En lugar de quedarse con el dinero y no decir nada, decidieron llevarlo a la policía.

Dos mujeres de Málaga protagonizan un gesto ejemplar al encontrarse una bolsa con 3.000 euros
Dos mujeres de Málaga protagonizan un gesto ejemplar al encontrarse una bolsa con 3.000 euros

«No lo dudamos, nos fuimos directamente a la policía», expresaron ambas a Sonsoles Ónega del programa «Y ahora Sonsoles» de Antena 3. Además, no contaron el contenido de la bolsa, simplemente notaron que había una gran cantidad de dinero y se acercaron a los agentes.

En el programa, María José contó que la policía la llamó para informarle que habían localizado al propietario y le pidieron que fuera testigo de la entrega del dinero a esa persona.

A pesar de su buena acción, ambas vecinas sentían cierta inquietud, por si el propietario afirmaba que había más dinero en la bolsa. Sin embargo, esto no ocurrió. De hecho, el propietario, un empresario, ha prometido un regalo como agradecimiento a ambas vecinas. «Somos pobres pero honradas, y así dormimos muy tranquilas», dijo Encarni.

La historia de María José y Encarni ha despertado admiración y ha recordado a todos la importancia de la honestidad y la decencia, incluso en tiempos difíciles. Su acto de devolver el dinero muestra los valores que todavía prevalecen en la sociedad y nos invita a reflexionar sobre cómo nuestras acciones pueden marcar la diferencia en el mundo que nos rodea.

En un mundo donde a menudo se enfatizan las noticias negativas, la historia de estas vecinas de Torrox nos recuerda que hay personas buenas y generosas dispuestas a hacer lo correcto. Su ejemplo es un faro de esperanza en medio de la adversidad y nos inspira a seguir su ejemplo de honradez y nobleza.

DEJA UNA RESPUESTA