imagen.aspx?-P-2fL4Jfo8HOMihb1qjZBAKhiqC

Un operario fumiga la margen del río Guadalquivir. EFE/ Raúl Caro/ Archivo

Mosquitos, garrapatas o la mosca negra son algunas de las especies que mayor ventaja están sacando del verano en España, cuando las altas temperaturas como consecuencia del cambio climático favorecen un aumento de sus poblaciones, convirtiéndolas en plagas dañinas para el ser humano.

Así lo ha afirmado a EFE la experta en control de plagas y exdirectora general de la Asociación Nacional de Empresas de Sanidad Ambiental (ANECPLA) -dejó esta semana su cargo-, Milagros Fernández, quien ha explicado que el incremento de las temperaturas asociado al estío «acelera el ciclo biológico de estas especies», favoreciendo el crecimiento de sus comunidades.

EFE

DEJA UNA RESPUESTA