El Consejo de Ministros ha aprobado hoy un acuerdo para autorizar el Programa Nacional de Reasentamiento 2018, por el que se ofrecen 1.200 plazas para reasentar refugiados durante el próximo año.

España, Francia y Austria también forman parte de los 10 Estados con menor índice de cumplimiento de la cuota de reubicación establecida en la primera etapa del proceso (que abarcaba el reparto de alrededor de 98.000 personas), por lo que este reasentamiento es solo un parche. En España se han recibido unas 45.000 solicitudes de asilo hasta octubre, indica María Zabala, oficial de protección de ⁦.

«España quiere seguir mostrando su solidaridad y compromiso con el reasentamiento, una de la soluciones para dar protección a los refugiados«, según aboga el Pacto Global sobre los Refugiados diseñado por Acnur y adoptado por la Asamblea General el pasado 17 de diciembre, así como por la Unión Europea, ha destacado en su referencia el Consejo de Ministros.

Con el acuerdo alcanzado hoy se da cumplimiento a la Ley española de asilo de 2009, reguladora del derecho de asilo y de la protección subsidiaria, que establece que el Consejo de Ministros acordará anualmente el número de personas que podrán ser objeto de reasentamiento en España, una vez determinado por la UE el número de personas que deben ser reasentados, ha explicado.

El reasentamiento es «una de las vías ordenadas, legales y seguras» de acceso al procedimiento de protección internacional y una herramienta migratoria estratégica para «la descongestión de determinados países vecinos próximos a zonas de conflicto», ha continuado señalando la referencia del Consejo.

La ejecución del programa se llevará a cabo conjuntamente por el Ministerio de Trabajo, Migraciones y Seguridad Social y el Ministerio del Interior, que podrán solicitar la colaboración de otros departamentos.

Entre las actuaciones que llevarán a cabo los ministerios implicados van desde la determinación de los perfiles y criterios de selección de las personas a reasentar y la preparación y actuaciones previas al traslado de los refugiados a España, hasta el propio traslado a nuestro país, la acogida y su distribución territorial.