El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha iniciado este miércoles unos días de vacaciones en Lanzarote, donde ha llegado pasado el mediodía con su familia, según han informado fuentes oficiales. Se alojará en la residencia oficial de La Mareta, donde ya estuvo en la Navidad de 2018, y ha llegado a su lugar de descanso hacia las 13:00 hora insular.

Sánchez tiene previsto permanecer en Lanzarote durante una semana, hasta el próximo martes 11 de agosto, informó hace unos días el delegado del Gobierno en Canarias, Anselmo Pestana.

El periódico El Mundo no ha dudado en utilizar esas vacaciones para tiznar de populismo su último artículo sobre el presidente y ya desde el título ataca a Sánchez en un escrito más cercano al amarillismo: «El verano más provocador y a cuerpo de rey de Pedro Sánchez».

«Se ha interpretado como toda una provocación, un gesto carente de la mínima estética, el hecho de que, con la que está cayendo, en plena crisis económica pero también institucional, y apenas unos días después de la salida del Rey Juan Carlos de España, Pedro Sánchez haya escogido para disfrutar de una semana de asueto», indican desde el periódico conservador.

Lo más llamativo, por la carencia de veracidad, es que decidieron ilustrar el texto con una foto de 2018, en la que se ve a Sánchez en ese mismo paraje. En ningún momento se indica que se trata de una imagen de archivo. En lugar de ello, prefirieron que la información que debían añadir a la ilustración era: «Pedro Sánchez, feliz en Lanzarote». Una oda al mal periodismo.