había estallado por los aires.La disputa por el espacio político que ha representado en Galicia la coalición En Marea desde 2015 ha llegado a la Junta Electoral. El partido En Marea, liderado por Luis Villares y que ha rechazado sumarse a la coalición de Podemos, IU y Equo para las elecciones del 28 de abril, ha intentado que la Junta Electoral impida a sus antiguos aliados presentarse bajo la marca electoral En Común-Unidas Podemos. El órgano que vela por la transparencia de los comicios ha negado la petición y ha rechazado que el partido de Villares sea «continuador» de la coalición En Marea, que logró cinco diputados en 2015 y 2016 esta vez sí en coalición con Podemos e IU.

La resolución de la Junta Electoral provincial, a la que ha tenido acceso eldiario.es, asegura que el término «marea» es «genérico» y que «no es identificativo por sí mismos». Y utiliza el propio escrito de impugnación de Luis Villares, juez en excedencia, para recordar que En Marea fue el nombre que se utilizó en las últimas elecciones generales. 

«No resulta acreditado», añade el organismo, que el partido político ‘En Marea’ sea ‘continuador’ de la coalición electoral de idéntica denominación».

El partido de Luis Villares basaba su impugnación en que En Común-Unidas Podemos tiene entre sus miembros a un partido llamado «Mareas en Coún». Una organización que se registró en el verano de 2018 cuando el espacio político que se había aglutinado alrededor de la coalición En Marea original había estallado por los aires.

En 2015, Podemos, IU y Anova formaron una coalición en Galicia bajo el nombre «En Marea» que logró ser la segunda fuerza más votada en las generales de ese 20 de diciembre. El espacio era heredero de las candidaturas municipalistas que, en mayo de ese año, habían ganado las alcaldías de Santiago, A Coruña o Ferrol.

Para la repetición electoral de 2016 a la coalición se sumó el partido instrumental En Marea. La idea, como luego ocurrió, era que el mismo espacio se presentara a las elecciones gallega de octubre de ese año. La candidatura autonómica la encabezó Luis Villares, quien luego se hizo con el control del partido instrumental.

Desde entonces, el espacio ha sufrido las crisis internas de sus propias organizaciones. Primero, la disputa por el control de Podemos. Luego, la decisión de Anova de retirarse de las elecciones generales y convocar una Asamblea Nacional tras las municipales del próximo 26 de mayo.

En las primarias para elegir a la dirección de En Marea, Villares se hizo con el control del partido instrumental, que ha pasado a constituirse como un partido al uso. El proceso estuvo apunto de terminar en la Fiscalía.

En las elecciones generales del 28 de abril habrá así dos candidaturas compitiendo, supuestamente, por el mismo espacio. La de Podemos e IU, que estará encabezada por Yolanda Díaz y se denominará En Común-Unidas Podemos. Y la de En Marea, cuya cabeza de cartel por A Coruña será Ana Seijas.

<

p style=»margin: 12px auto 6px auto; font-family: Helvetica,Arial,Sans-serif; font-style: normal; font-variant: normal; font-weight: normal; font-size: 14px; line-height: normal; font-size-adjust: none; font-stretch: normal; -x-system-font: none; display: block;»>