Las portavoces socialistas de Igualdad en el Congreso y el Senado, Ángeles Álvarez y Laura Berja, han denunciado hoy “la obstaculización del PP a la entrada en vigor de la Ley de mejora de la pensión de orfandad para los hijos e hijas víctimas de vilencia de género”.

“Los Populares están volviendo a utilizar las sucesivas ampliaciones de los plazos de enmiendas en el Senado para retrasar la aprobación definitiva de una ley que el Congreso voto unánimemente”, han criticado las portavoces socialistas, que reclaman al PP que “no dilaten más la tramitación de una Ley necesaria y ya acordada por todos los grupos parlamentarios”.

La conocida como “Ley de Orfandad” fue presentada por el Grupo Parlamentario Socialista en el mes de marzo de 2017 con el objetivo de reconocer el derecho de todos los huérfanos de la violencia de género a cobrar una pensión de orfandad, aunque sus madres no hayan cotizado a la Seguridad Social, una iniciativa que fue incorporada posteriormente al Pacto Contra la Violencia. En ella se establece una mejora de la cuantía para los menores con un aumento hasta el 70 % de la base reguladora de las madres e incorpora como beneficiarios a los huérfanos por cualquiera de las violencias recogidas en el Convenio de Estambul, ratificado por España.

Ángeles Álvarez ha señalado “la importancia de que esta Ley entre en vigor urgentemente, ya que beneficiara especialmente a menores cuyas madres asesinadas no han tenido tiempo de cumplir con los requisitos de cotización”. La portavoz socialista ha reprochado al PP “que utilice su mayoría absoluta en el Senado para ampliar los plazos de enmiendas, ralentizando así la entrada en vigor de la Ley”, una norma –ha recordado- “aprobada por unanimidad del Congreso y acordada en el Pacto de Estado contra la Violencia de Género”.

“A quien se daña es a los menores, víctimas ya por una violencia criminal y que ahora se ven también castigados por la falta de diligencia y los obstáculos que pone el PP”. “El Estado no puede mantener en el desamparo a quienes a efectos prácticos son huérfanos absolutos, por eso es urgente finalizar la tramitación de esta ley”, recalcó.

Por su parte, la portavoz socialista de Igualdad en el Senado, Laura Berja, se ha mostrado también muy critica “con esta dinámica de ralentización” que utiliza el Partido Popular en la aprobación de medidas “que son muy urgentes desde el punto de vista social”. “Y esta normativa es un buen ejemplo de ello, más aún, cuando la Ley de Orfandad ya contaba con el apoyo unánime de todos los grupos en el Congreso”, ha precisado.

Laura Berja también ha criticado que el gobierno del Partido Popular retrasó la puesta en marcha del Pacto de Estado contra la violencia de género y “tuvo posicionamientos engañosos en relación con el compromiso económico del mismo”, y ha reivindicado que “las exigencias del PSOE y el seguimiento fidedigno que ha venido realizando en esta materia, han hecho posible que la financiación del Pacto actualmente esté garantizada”.

Desde 2013, cuando se iniciaron los cómputos de datos oficiales, un total de 225 menores de edad se habrían quedado huérfanos a causa de la violencia de género, de los cuales al menos el 66% convivían con la madre asesinada, según datos de la Delegación del Gobierno para la Violencia de Género.

Deja un comentario