El PSOE sigue jugando con fuego y cada vez se acercan más a la repetición de las elecciones. La ejecutiva socialista aprobó este lunes por unanimidad un documento de 38 páginas -‘Propuesta abierta de cooperación para un Gobierno social, feminista, ecologista, europeísta y progresista’- para negociar con Podemos

El documento sintetiza las prioridades del PSOE para la legislatura y respalda igualmente la estrategia de Sánchez para gobernar. Los socialistas quieren un ejecutivo socialista “monocolor” con independientes sugeridos por UP y puestos de segundo nivel en la administración para miembros de la coalición de Iglesias.

El texto pivota sobre cinco ejes y, como explicaba este lunes la presidenta del PSOE y secretaria de Programas, Cristina Narbona, es una «síntesis» del manifiesto con el que el partido concurrió a las generales del 28 de abril. Empleo digno y pensiones justas, feminismo y lucha contra la desigualdad social, emergencia climática y transición ecológica de la economía, avance tecnológico y transición digital y, finalmente, España en Europa y en el mundo.

«Es una hipótesis que no estamos contemplando porque creemos que España necesita un Gobierno cuanto antes, si hay que contemplarla en su momento se hará, pero no ahora porque la prioridad absoluta es intentar crear las condiciones necesarias para que haya un acuerdo para la investidura», ha dicho Narbona.

Pedro Sánchez ofrecerá este martes a Pablo Iglesias este documento y este anuncio fue recibido como meras «excusas» por este. Podemos seguirá exigiendo un Gobierno de coalición que sea justo con los votos de cada formación.

En definitiva, Ferraz espera que este documento sirva para lograr una «aproximación» con Unidas Podemos «previa» a la negociación de los cargos, pero no ofreciendo nada de lo que pide Podemos.