ElDiario.es ha destapado en una exclusiva que el hotelero Kike Sarasola, presidente de la cadena Room Mate, pagó durante dos años una vivienda de 319 metros cuadrados en pleno centro de Madrid a Albert Rivera, expresidente de Ciudadanos.

De esta forma, Rivera disfrutó gratis durante casi dos años de una casa de lujo en pleno centro de Madrid, a escasos metros de la plaza de Cibeles. Ni Sarasola ni Rivera aclaran si el entonces presidente de Ciudadanos pagaba una contraprestación económica por el uso de esa casa, en la que residió desde principios de 2016 hasta finales de 2017.

Según indica el periódico, este piso se cedía ocasionalmente a amigos personales del empresario hotelero. Al igual que la «royal suite» donde vive desde hace más de dos meses la presidenta de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, no estaba disponible para clientes normales de Be Mate.  

El valor estimado de esa vivienda oscila entre los 1,7 y los 2,1 millones de euros, según las valoraciones de Idealista y BBVA. En las fechas en la que Rivera vivía allí, el precio estimado de alquiler –según Idealista– rondaba los 4.000 euros al mes. Es un coste muy elevado para la nómina de un diputado. Rivera cobraba del Congreso un sueldo mensual de 4.778 euros por esas fechas. 

El empresario Sarasola fue el gran embajador de Rivera en los círculos empresariales de Madrid, en un momento en el que su partido daba el salto desde Catalunya a la política nacional.