Las grandes cadenas de distribución le hacen el trabajo al Partido Popular en plena campaña electoral a través del Plan Renove impulsado por el Ejecutivo de la Xunta de Galicia desde el pasado 1 de julio, que ya ha registrado más de 4.500 solicitudes para la renovación de electodomésticos como frigoríficos, congeladores, lavadoras, lavavajillas y encimeras.

«Encantados de renovarte de nuevo». Así reza una de las publicidades de una cadena de electrodomésticos que incluye el logotipo oficial de la Xunta / Creative Commons

El plan, desarrollado por la Consellería de Economía de Industria y que cuenta con un presupuesto de 1,35 millones de euros y descuentos de entre 100 y 450 euros por aparato, ha favorecido que de manera masiva se haya incorporado el logo institucional de la Xunta en decenas de miles de catálogos a escasos días de las elecciones autonómicas del 12j.

Campaña del PP en redes sociales promocionando el Plan Renove de la Xunta / Twitter

Las ayudas serán de hasta el 25% del importe para los consumidores a nivel general, de un 50% para los considerados vulnerables y el 75% para los vulnerables severos. Cada beneficiario podrá recibir hata un máximo de dos sustituciones siempre que se trate de distintos electrodomésticos, llegando a alcanzar la ayuda final los 900 euros según el tipo de consumidor del que se trate

El Gobierno del a Xunta ha enmarcado esta medida dentro de su Plan de reactivación económica con el objetivo de «impulsar la economía» y «generar empleo». Sin embargo, socialmente ha sido visto por muchos como una nueva muestra de electoralismo y propaganda para favorecer la candidatura de Alberto Núñez Feijóo a la presidencia del Gobierno gallego a cualquier precio.

Opinión de un usuario de Twitter sobre el Plan Renove de la Xunta