Hoy el Ministerio de Defensa ha anunciado gastos “urgentes” en armamento antes de fin de año. Unos gastos que casi duplican las previsiones del ministerio y cuyo presupuesto de 2018 será el más alto. Esta “inversión” llega tras el comienzo de la Cumbre de la OTAN, en la que como tema central estará la inversión en defensa y su incremento hasta el 2% del PIB. Aunque Trump, pedirá ir más allá, hasta el 4 % del PIB.

En palabras del coportavoz de la formación verde, Juantxo López de Uralde “Tenemos muchas otras urgencias presupuestarias. Por ejemplo, un país que no dedica ni el 0,3 % del PIB a la Cooperación internacional, no debe plantearse aumentar los gastos militares en detrimento de otras prioridades. Parece que Trump quiere impulsar la Industria de armamento norteamericana con nuestro dinero, y eso es algo que no debemos permitir”.

Para EQUO este gasto “extraordinario en defensa” se aleja de prioridades sociales más importantes y que afectan directamente a las personas. “Entendemos que es imprescindible mejorar la contribución e influencia de España en el mundo, pero esta debe ir orientada a la defensa de los derechos humanos, la reducción de la pobreza y de las desigualdades”.  

Por su parte, Marta Santos, coportavoz de EQUO considera que “Esa partida extraordinaria anunciada por la ministra de Defensa es una cesión inaceptable por parte del Gobierno español a las presiones de Trump y del oligopolio armamentístico estadounidense”.

Deja un comentario