A pesar de que las pensiones por jubilación españolas son unas de las más altas de Europa si se comparan con el salario de los trabajadores, nuestro país es un país malo para jubilarse por la viabilidad de nuestro modelo.

El estudio Mercer CFA Institute o MCGPI establece un ranking global utilizando más de 50 indicadores para asignar un valor a cada uno de los tres subíndices en los que se divide el índice general, ponderados según su peso: adecuación, sostenibilidad e integridad.

La adecuación tiene que ver con cosas como el nivel de prestaciones, ahorros y apoyo gubernamental. La integridad con su regulación, su gobernanza o su protección y la sostenibilidad tiene en cuenta cuestiones como la demografía del país, el crecimiento económico o la deuda nacional.

28 sobre 100 en sostenibilidad

En 11 años, las posiciones en el ranking y las notas de los sistemas en cada una de estas tres categorías apenas ha variado. España ha obtenido en adecuación una nota de 72 sobre 100; en sostenibilidad, un 28 sobre 100 y en integridad, un 78 sobre 100. Es decir, en sostenibilidad somos estrepitosamente malos junto a países como Italia, Portugal o Grecia, que están en un peor punto para garantizar la sostenibilidad del sistema.

España: uno de los peores países para jubilarse
España: uno de los peores países para jubilarse

Según el MCGPI, nuestro sistema tiene “algunas características buenas, pero también grandes riesgos o deficiencias que deben abordarse, sin lo cual su sostenibilidad a largo plazo puede quedar en el aire”.

La solución que ofrece Mercer para mejorar nuestra nota es aumentar las pensiones mínimas y su tasa de cobertura, pero también alargar la vida laboral haciendo que los mayores de 55 se mantengan en el mercado laboral, desincentivando de alguna forma las prejubilaciones. También creen en el fomento a la contrataciones de planes de pensiones de empleo (colectivos).

El plan del actual gobierno para la reforma de las pensiones, aunque se enmarca bastante en esta solución, aunque otras vías como aumentar los ingresos a la Seguridad Social vía impuestos y sacar las no contributivas para que aparezcan en otras partidas sociales.

Pérdida de hasta un 30% con respecto a las jubilaciones actuales dentro de 20 años

Pero probablemente habrá que hacer más ajustes ya que el factor de sostenibilidad que promulga ahora el PP incluiría una reducción de entre el 5 y el 6% cada diez años, por lo que los que se jubilen dentro de más de dos décadas perderían hasta un 30% con respecto a las jubilaciones actuales.

Esta año, Islandia ocupó el primer lugar en el Índice Global de Pensiones del Mercer CFA Institute y fue elogiada por estar bien gobernada y brindar fuertes beneficios a las personas jubiladas, incluida una generosa pensión estatal.

Holanda y Dinamarca quedaron en segundo y tercer lugar, después de ocupar los primeros lugares durante la última década. Por otra parte, en último lugar se sitúa Tailandia, seguida de cerca por Argentina y Filipinas debido a que sus sistemas tienen «importantes debilidades y/u omisiones que deben abordarse».

México también se encuentra en un lugar bajo junto a Argentina, India, Japón y Filipinas, países con grandes debilidades y que por lo tanto necesitan cambios. Reino Unido y China ocuparon los puestos 9 y 28, mostrando la mayor mejora con respecto al año pasado como resultado de una importante reforma de las pensiones, Estados Unidos se quedó en el puesto 19 y España ocupa el puesto 24, sólo un poco por delante de Colombia o Brasil.

DEJA UNA RESPUESTA