Ramón Espinar, el hasta ahora secretario general de Podemos de la Comunidad de Madrid,  ha anunciado este viernes que ha dimitido de todos sus cargos en el partido así como que deja su escaño en la Asamblea de Madrid y en el Senado, donde estaba como portavoz.

«En la situación actual no se dan las condiciones para llevar el proyecto de Podemos en Madrid hacia donde creo que debe dirigirse», ha señalado en un escrito en las redes sociales.

Esta salida se produce una semana después de que Iñigo Errejón anunciara que se presentaba como candidato a presidir la Comunidad de Madrid por la Plataforma Más Madrid, la misma que la de la alcaldesa de la capital, Manuela Carmena, abriendo una crisis en Podemos, que también se ha llevado el escaño del propio Errejón, que dejaba el Congreso de los Diputados a principios de esta semana.

En el escrito, donde da «muchas gracias por todo», continúa Espinar señalando que liderar un proyecto político «es un ejercicio de responsabilidad que implica proponer el rumbo y dirigir el esfuerzo colectivo».

«En la situación actual, no se dan las condiciones para llevar el proyecto de Podemos en Madrid hacia donde creo que debe dirigirse. En esas circunstancias, dejar paso es la decisión más responsable y que creo, en conciencia, debo tomar», ha indicado Espinar, casi desaparecido durante esta semana.

Espinar asegura que seguirá participando en política, militando en Podemos y «a disposición de todos los compañeros y compañeras«.  «Existimos porque España necesita un proyecto de futuro para todos y eso no termina con uno u otro dirigente al frente», indica.

En su opinión, la responsabilidad de «reconstruir una alternativa que responda a ese reto sigue siendo de todos y todas».