Santiago Abascal viajó hace unas semanas a Canarias aprovechando la situación con la crisis migratoria para realizar un discurso xenófobo. Jordi Évole ha querido comentar la situación de tolerar al intolerante

Gonzo ha reunido para hablar del racismo en Salvados, de La Sexta, a Iñaki Williams, delantero del Atleti desde hace ya siete años, y a Sitapha Savané, ex jugador de baloncesto en la ACB durante 15 años y que pasó por el Tenerife, el Gran Canaria, el Joventut y el Estudiantes. Iñaki nació en Bilbao aunque sus padres son de Ghana mientras que Sitapha nació en Senegal.

Durante el programa hablaron sobre diferentes temas relacionados con el racismo y la extrema derecha. Uno de los puntos centrales fue Vox, ya que Santiago Abascal viajó hace unas semanas a Canarias aprovechando la situación con la crisis migratoria para realizar un discurso xenófobo. «Pero esos que vienen aquí en barcos nodriza, la mayor parte de ellos jóvenes en edad militar, con una forma física muy superior a la de muchos de nosotros, esos no son refugiados. Estamos ante otra cosa», afirmaba Abascal, que añadía además que «estamos ante una inmigración masiva, promovida por los poderes, por las élites y oligarquías políticas españolas y europeas».

«Estamos ante una invasión migratoria. Hay que detener el efecto llamada. Tiene que llegar nítido y claro el mensaje a toda África, del que el que entra en España ilegalmente vivirá en la ilegalidad perpetua y nunca será regularizado», señalaba el líder del partido ultra, que afirmaba que «tiene que llegar el mensaje de que el que entra ilegalmente en nuestra casa, en España, en nuestro suelo, debe abandonar toda esperanza de trabajar legalmente entre nosotros».

Évole

La reflexión de Évole

Iñaki Williams opinó sobre el discurso de Abascal: «Si digo lo que pienso tendría problemas», y añadió que «espero y deseo que la gente no haga caso a semejante sandez». Por su parte, Savané señaló que «la gente está mal y siempre la extrema derecha va donde la gente está mal a malmeter, a intentar pescar algún voto», que lamenta que «siempre se criminaliza al migrante».

Sobre esta situación opinó el que otrora fue presentador del programa, Jordi Évole, que publicó en su cuenta de Twitter una aguda y dolorosa reflexión que sintetiza la situación política que atraviesa España:

«En qué país vivimos que, entre un líder político soltando soflamas xenófobas y un futbolista al que le piden su opinión, el que se calla para no meterse en líos es el segundo…»

Hacer frente al racismo

Savané quiso resaltar la necesidad de un cambio de mentalidad. «Hay una cosa para mí clave, es que estamos en 2021 ahora mismo y ya creo que podemos pasar el punto de decir, ‘vale, todos somos iguales, blancos y negros'», señaló, explicando que es importante destacar que no se es racista, pero que es mejor «dar el paso de convertirse en antirracista».

«Si miramos hace 40 años la condición de las mujeres en el país y el camino que se ha recorrido contra el machismo pues podemos inspirarnos de esto para hacer exactamente lo mismo, no ponerte de perfil, no callarte, hacer lo que tú puedes dentro de tu posición», insiste Savané mientras que Iñaki Williams declara que «racismo va a haber siempre, pero lo tenemos que minimizar cuanto antes».