El pleno del Parlamento Europeo haya decidido rechazar definitivamente este mediodía el controvertido Paquete de Movilidad, el conjunto de nuevas normas que iban a ponerse en marcha para regular el sector del transporte en la Unión Europea, y que, tal y como estaba, suponía un duro ataque a los ya de por sí mermados derechos de los trabajadores.

Paloma López

Estamos muy satisfechos de que se hayan rechazado los informes correspondientes al desplazamiento de trabajadores, a los tiempos de descanso y conducción, y al cabotaje, porque esto nos permitirá volver a negociar desde cero en la comisión de Empleo. Es, desde luego, una victoria tanto de los trabajadores como de los sindicatos europeos, que habían demostrado masivamente su oposición y que han visto cómo sus reclamaciones han sido escuchadas”, ha comentado la eurodiputada de Izquierda Unida Paloma López tras la votación.

Los textos ya recibieron el no de la Eurocámara durante el pleno del pasado mes de junio, cuando un total de 289 eurodiputados pusieron en marcha un mecanismo conocido como procedimiento de contestación, a través del cual consiguieron posponer la votación definitiva y que se abriera un nuevo periodo de negociaciones y presentación de enmiendas. Ahora, tras lo sucedido hoy, los informes vuelven a la comisión de Empleo de la Eurocámara y deberán volver a ser redactados.

Lo que está claro es que esto abre un abanico de posibilidades muy importante” para hacer “que se respeten los derechos los trabajadores de un sector ultraprecarizado”. Tal y como explicó durante el debate que se celebró ayer por la tarde, “hablamos de que quienes trabajan en este sector lo hacen cobrando salarios cada día más bajos y alejados de principio igual trabajo igual salario”, comentó la eurodiputada.

Hablamos también –ha proseguido- de trabajadores que se ven obligados a dormir en las cabinas de sus camiones, en un espacio de apenas dos metros cuadrados colocado encima de motores que llevan horas circulando, lo que hace que tengan que sufrir temperaturas insoportables”.

Este tipo de situaciones generan estados de fatiga que no son sólo un problema de salud laboral, sino que también afectan a la seguridad vial de todas y todos”, sentenció Paloma López.

Deja un comentario