Las Fuerzas de Siria Democrática (FSD), una alianza armada liderada por kurdos, dijeron hoy que han capturado varias posiciones del grupo Estado Islámico (EI) en el interior de la localidad de Al Baguz, el último enclave de los yihadistas en el este de Siria.

El portavoz de las FSD, Mustafa Bali, indicó en su cuenta de Twitter que las FSD han capturado posiciones del EI «dentro del campamento en Al Baguz» y que un depósito de munición había sido volado por sus unidades.

Aseguró que la batalla continúa mientras que las FSD, grupo en el que combaten árabes y kurdos, «avanzan» en el campamento donde los radicales resisten a las últimas embestidas de los kurdos y de la coalición internacional liderada por Washington.

Al Baguz es la última localidad habitada en la que el EI tiene presencia en toda Siria y es blanco de una ofensiva que se ha visto paralizada en numerosas ocasiones por los civiles que todavía se encuentran en su interior.

En Al Baguz se refugiaron los miembros del EI y sus parientes que huyeron de otras zonas de las que fueron expulsados anteriormente y de esta localidad han sido evacuados más de 60.000 personas, entre combatientes y civiles, desde el comienzo de la ofensiva de las FSD a principios de enero.

El Observatorio informó hoy de que unas 460 personas, entre ellas 180 miembros del EI, salieron de Al Baguz en las pasadas 24 horas.

Se desconoce cuántos combatientes y civiles quedan en su interior, pero el elevado número de personas está alargando las operaciones militares y retrasando la toma de Al Baguz por parte de las FSD, que se disponen a poner fin al «califato» proclamado por el EI en Siria y en Irak en 2014.