El Gobierno Vasco se ha sumado al mensaje antirracista expresado por la madre de Santi, el menor de 17 años fallecido como consecuencia de la paliza propinada por varios jóvenes en San Sebastián.

El portavoz del Ejecutivo vasco, Josu Erkoreka, en la rueda de prensa posterior al Consejo de Gobierno, ha expresado su «cercanía, simpatía y solidaridad» con la familia del menor y ha destacado las palabras y actitud de la madre «que es un auténtico ejemplo social sobre todo por ese mensaje antirracista».

De esta forma Erkoreka se ha referido Fátima Hacine-Bacha García, la madre del adolescente de 17 años que falleció el domingo tras la paliza que le dieron varios jóvenes el viernes y que ha lanzado un mensaje contra el «odio» y ha pedido que no se culpabilice a los inmigrantes.

La madre del menor hizo un llamamiento en favor de la convivencia, como respuesta a los numerosos mensajes difundidos, sobre todo a través de las redes sociales, en los que se subraya el origen de los siete detenidos por este caso, tres jóvenes rumanos, dos magrebíes y dos españoles.

Erkoreka ha asegurado que el Gobierno Vasco se suma al dolor de la familia y de los allegados del joven y a ese mensaje de la madre «firme, claro, sereno y contundente en contra de cualquier interpretación o cualquier lectura racista o xenófofa de lo ocurrido».

También ha explicado que el Gobierno Vasco, a través de la Ertzaintza, está firmemente implicado junto con la Justicia para avanzar en la investigación y esclarecer lo ocurrido.

El titular del Juzgado de Instrucción número 1 de San Sebastián decretó ayer lunes el ingreso en prisión de seis de los siete detenidos por la paliza, mientras que el séptimo ha quedado en libertad con medidas cautelares.

Fuente

Deja un comentario