El director del Instituto Cervantes, Luis García Montero, dijo hoy sobre la petición del presidente mexicano para que el rey de España pida disculpas por los abusos durante la conquista que si sirve de gesto todos pidamos perdón, pero que no hay civilización con «las manos limpias».

En una rueda de prensa para presentar el VIII Congreso Internacional de la Lengua, García Montero se refirió a la petición del presidente Andrés Manuel López Obrador, para que el rey Felipe VI se disculpe por los abusos durante la conquista del actual México.

«La historia humana está llena de barbarie, pero en vez de comprometernos con la barbarie pasada hay que comprometerse con el futuro reafirmando el compromiso democrático», recalcó el director del Cervantes, que se mostró partidario de que los seres humanos nos pidamos perdón a nosotros mismos.

Pero la Historia no es inocente, recalcó García Montero, que citó varios hechos históricos y criticó que en la actualidad a los niños inmigrantes mexicanos en Estados Unidos se les avergüence por hablar español en los jardines de infancia o en la cola del supermercado.

«No hay civilización que tenga las manos limpias» pero es importante que la historia no se repita y la memoria sirva para comprometernos con el futuro, insistió.

DEJA UNA RESPUESTA