El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, ha opinado hoy este domingo que el rechazo del líder de Ciudadanos, Albert Rivera, a pactar con el PSOE denota «una inmadurez intelectual manifiesta».

En una entrevista en El Correo, Grande-Marlaska ha defendido que el partido socialista busque acuerdos «dentro del marco de la Constitución y de la ley» tras las elecciones del 28 de abril, y ha recordado que en los últimos meses «muchos decretos ley han sido apoyados por Ciudadanos».

Ha apostado por dialogar y convenir sobre el proyecto de los socialistas «por el crecimiento económico acompañado de una redistribución social» y sin excluir de ese acuerdo «a ningún ciudadano español».

El ministro ha avisado que la línea roja para los pactos es el ordenamiento jurídico y, Vox «está volviendo a unas políticas preconstitucionales».

Grande-Marlaska ha confiado en «seguir contando con la confianza del presidente», Pedro Sánchez, para continuar al frente del Ministerio del Interior.

Sobre los presos de ETA, ha aclarado que no se pueden entender «como un premio» los acercamientos a cárceles próximas al País Vasco, sino que responden «al cumplimiento de la política penitenciaria» y ha reprochado que haya habido algunos partidos que «han azuzado» a las asociaciones de víctimas contra el Gobierno.