Entre todos los españoles y españolas pagaremos un coche de casi medio millón de euros a Felipe VI. Hacienda ha sacado a licitación la compra de un “vehículo blindado de alta representación” para la Casa Real con un presupuesto de partida de hasta 454.000 euros por la vía de urgencia y con la máxima reserva que permite la ley, según informa El Confidencial.

El anuncio de la licitación se ha efectuado de forma tan opaca que ni siquiera especifica que será asignado a Felipe VI y su familia y ha sido el diario digital quien lo ha confirmado con fuentes de la Administración. Hacienda optó por un proceso negociado sin publicidad acogiéndose al artículo 168.a.3 de la Ley de Contratos Públicos, que permite que se extreme la confidencialidad “cuando lo exija la protección de los intereses esenciales de la seguridad del Estado”, se han omitido la justificación del gasto, los criterios de baremación y también el detalle de las compañías que participan en el proceso.

Como otros muchos gastos, la financiación de este vehículo no correrá por cuenta de la Casa Real, sino el Ministerio de Hacienda, igual que ocurre por ejemplo con los gastos de los dispositivos de seguridad que acompañan a los Reyes, endosados a Interior, o con el mantenimiento y uso de los aviones al servicio de Zarzuela, costeados por Defensa.

El importe de la compra del coche se suma a los 7,8 millones de euros que ya asignan a la Jefatura del Estado los presupuestos de 2018, los últimos en vigor.

Vídeo Recomendado:

Deja un comentario