En su intervención, en parte dedicada a «las cloacas del Estado», Pablo Iglesias ha aseverado que «la Constitución no se cumple», aunque «algunas fuerzas la han convertido en un ladrillo para arrojar a sus adversarios», por lo que ha invitado a todos a leer con atención los artículos dedicados a «proteger a la gente», alertando contra «los sinvergüenzas que creen que ser constitucionalista es envolverse en una bandera mientras pisotean buena parte de los artículos».

Ha propuesto crear una «unidad integral» de las fuerzas de seguridad que dependa exclusivamente del poder judicial para luchar contra la corrupción y, por otra parte, se ha preguntado «cómo se tiene que sentir un agente cuando un tipejo como Villarejo se ha hecho millonario a base de incumplir la Ley», lo que equivale a «insultar a los policías».

((Habrá ampliación))