La Diputación de Valencia, a través de la delegación de Memoria Histórica, ha empezado este lunes las excavaciones en la fosa 115 del cementerio de Paterna, donde se esperan encontrar los restos de 157 víctimas de la represión franquista, entre ellas cuatro mujeres.

Según ha informado la Corporación provincial en un comunicado, estos trabajos pretenden exhumar los cuerpos de personas asesinadas entre diciembre de 1939 y marzo de 1940.

Al inicio de los trabajos ha acudido la diputada encargada del área, Rosa Pérez Garijo, y también el líder de Podemos, Pablo Iglesias, aunque en visita privada y junto a su madre, ya que en esta fosa podrían estar los restos de un tío suyo.

Así lo ha relatado en la red social Twitter el propio Iglesias, quien no ha hecho declaraciones a los periodistas.

Durante el acto de inicio de los trabajos de exhumación la presidenta de la asociación de la Fosa 115, Aurora Máñez, ha leído un manifiesto en recuerdo de las víctimas.

Con estas excavaciones ya son una decena los nichos y fosas que han sido abiertos mediante subvenciones de la corporación provincial.

Entre los años 2016 y 2018, la Diputación ha destinado 1.138.000 euros a exhumaciones, principalmente en el cementerio de Paterna, y 225.000 euros se han utilizado para la retirada de placas, construcción de monolitos e identificación de lugares y edificios simbólicos.

Con el presupuesto de 2019 se alcanza una cifra récord que sobrepasará el millón y medio de euros y facilitará la exhumación de 750 cuerpos de represaliados por la dictadura franquista, ha informado la Diputación de Valencia.