En rueda de prensa junto con la también candidata al Congreso Míriam Nogueras, han expuesto una lista de «agravios» contra Cataluña de naturaleza política, social y económica, por los cuales han acusado al Estado de engañar a los catalanes.

En el programa electoral de JxCat se recoge que el salario mínimo interprofesional debe aumentar de los 900 euros actuales hasta el 60% del salario medio, como establece la Carta Social Europea, y poderlo situar en los 1.100 euros al mes aproximadamente, pero no menciona la variable del coste de la vida.

Sin embargo, Borràs ha justificado la demanda de un salario mínimo diferenciado «porque en Cataluña es donde el coste de la vida es más elevado, y esto podría corregir el agravio que representa para los trabajadores catalanes vivir en Cataluña».

«Por una vez estamos de acuerdo con las reivindicaciones de la Policía Nacional y la Guardia Civil», han asegurado Borràs y Nogueras sobre la demanda de equiparación salarial que piden estos cuerpos respecto a los Mossos d’Esquadra y la Ertzaintza.