La presidenta de la ANC, Elisenda Paluzie, ha calificado este sábado de «gravísima» la entrada de Mossos d’Esquadra en algunas escuelas catalanas en busca de lazos amarillos y ha instado a «no tolerar» actuaciones de este tipo, con las que, a su juicio, se pretende «ocultar que hay presos políticos».

En declaraciones a los periodistas, Paluzie ha asegurado este sábado que «lo que pasó ayer con la entrada de los Mossos en escuelas en horario lectivo, llegando al extremo de borrar con pintura blanca un mural pintado por niños y niñas es gravísimo y no se debería tolerar».

A juicio de esta activista independentista, «bajo la pretendida exigencia de la neutralidad en campaña electoral, lo que es comprensible perfectamente, lo que se esconde es voluntad de esconder que hay presos políticos, porque les molestan nuestras ideas».

Los Mossos d’Esquadra entraron ayer en varios edificios públicos, entre ellos escuelas, para comprobar que no hubiera lazos amarillos o simbología partidista, en cumplimiento de las instrucciones de la Junta Electoral Central (JEC).

Paluzie ha hecho estas declaraciones antes de participar en un acto en Barcelona de apoyo a «presas, exiliadas y represaliadas políticas», con motivo del primer año del encarcelamiento de la expresidenta del Parlament Carme Focadell.