El pasado 24 de junio se producía un nuevo episodio conflictivo en la frontera sud, en concreto la de Melilla, que acabó siendo una tragedia. 2.000 personas intentaron llegar a España, pero finalmente, según la versión oficial murieron 23 personas, más de 70 según las ONG.

Un documental lanzado por la BBC desmonta el relato que oficial e indica, de forma rotunda que miembros de la policía marroquí traspasaron la frontera para arrastrar cuerpos sin vida de migrantes.

Esto ha sido uno de los mayores puntos de fricción desde que se produjo el suceso, debido a las denuncias de políticos como el parlamentario de Eh Bildu, Jon Inarritu, periodistas como Jairo Vargas o desde asociaciones de defensa de los Derechos Humanos.

De este modo y de manera tajante, la BBC acusa directamente al Ministerio del Interior de ocultar pruebas, así como las devoluciones en caliente practicadas, que subvierten y atentan contra los acuerdos internacionales en materia de política migratoria.

El documental titulado ‘Death on the border’, ha provocado la indignación de Jucil, la agrupación mayoritaria de la Guardia Civil, que ha querido desmentir esta información.

«Jucil desmiente rotundamente esta noticia. Llevamos mucho tiempo pidiendo que nos autoricen a llevar cámaras personales de dotación y si las tuviéramos, no habría ninguna duda sobre nuestras intervenciones», declaraba Agustín Leal para El Mundo. «La BBC no hace periodismo de investigación en este caso, parece más prensa amarilla»,concluía.

«Nos sorprende que se puedan lanzar conjeturas sin aportar prueba alguna, sobre todo en un terreno en el que absolutamente nadie, ni la Guardia Civil, ni la Gendarmería, ni la Fiscalía General del Estado ni el Defensor del Pueblo ni las autoridades marroquíes ponen en duda que las muertes tuvieron lugar del lado marroquí», concluye.

DEJA UNA RESPUESTA