La Fiscalía Provincial de Madrid ha enviado un escrito al Juzgado de Instrucción número 42 de la capital, donde se investigan las cuentas del partido, en el que pide restringir el alcance de la causa abierta tras la denuncia presentada por José Manuel Calvente, el antiguo abogado de la formación que acusó a Podemos de financiación irregular.

Este escrito es el primero de Fiscalía dirigido al juzgado de instrucción número 42 de Madrid sobre el asunto, y en él, el Ministerio Público señala que de los hechos denunciados por el antiguo empleado de la formación política, el abogado José Manuel Calvente, solo se debe seguir adelante con la parte de la investigación referida al contrato con Neurona Consulting.

El resto de cuestiones, añade, se basan en “rumores, sospechas o suspicacias” o “ni siquiera existen indicios” que demuestren la existencia de hechos delictivos.

El pasado diciembre, tras ser despedido del partido, Calvente interpuso una denuncia contra Podemos ante la Guardia Civil, en la que especulaba sobre posibles irregularidades. Aludía a la supuesta existencia de una caja B, al cobro de sobresueldos, a irregularidades en las obras de la nueva sede del partido y a defectos en contratos de campaña. Podemos lleva semanas defendiendo su inocencia.

El propio Pedro Sánchez, aunque declaró su respeto a la independencia judicial, mostró en el “terreno político” su “total confianza y total apoyo a Unidas Podemos y al vicepresidente segundo” tras la imputación del partido y de varios miembros de su cúpula.