Lehbib Abdelhay | ECS – Agencias 

Bruselas (ECS). – La Eurocámara tiene previsto votar este jueves sobre una resolución de condena contra Marruecos por la reciente crisis migratoria provocada en Ceuta. Los cuatro grandes grupos de la Eurocámara (populares, socialistas, liberales y verdes) han pactado una dura resolución que “rechaza el uso por parte de Marruecos del control de fronteras y de migración, y en especial el de menores no acompañados, como presión política contra un Estado miembro de la UE”, informa el diario El País. 

La iniciativa, que se vota mañana en Estrasburgo, ya ha provocado la ira del régimen de Mohamed VI, que acusó hoy a España de orquestar “una maniobra para europeizar una crisis política bilateral”, dijo Nasser Bourita, ministro de Exteriores de Marruecos, al recibir su homólogo húngaro.

La votación de mañana en la Eurocámara (Estrasburgo) toma como punto de partida la violación por Rabat de la Convención de Naciones Unidas sobre derechos de los niños. La resolución denuncia “el uso de menores por parte de las autoridades marroquíes en la crisis migratoria en Ceuta”, donde se produjo la repentina e ilegal irrupción de unas 9.000 personas procedentes de Marruecos.

La formación política española Ciudadanos (C’s) ha presentado la semana pasada un proyecto de resolución que tiene por título ‘Violación de la Convención de Naciones Unidas sobre los derechos del niño y el uso de menores por las autoridades marroquíes en la crisis migratoria de Ceuta’. El partido de Emmanuel Macron, presidente de Francia, secunda la iniciativa, según adelantó el periódico español El Confidencial.

Los eurodiputados están convocados mañana en Estrasburgo a examinar y luego decidir sobre la adopción o el rechazo de la iniciativa. Por tanto. Los autores del proyecto de resolución, según señala esta misma publicación, no creen en las posibilidades de Marruecos de evitar la condena de los eurodiputados. El Grupo Renew Europe tiene 98 escaños en el Parlamento Europeo de un total de 705.

En este contexto, el presidente de la Comisión Parlamentaria Mixta Marruecos-UE, Chaoui Belas, envió el lunes una carta a cientos de eurodiputados en la que lanza la advertencia, en nombre de su país, según adelanta El Confidencial. “Los intentos de España de implicar al Parlamento Europeo en un conflicto bilateral, sacando partido de la cuestión migratoria, corren el riesgo de comprometer no solo nuestra larga tradición de cooperación sino también nuestros compromisos comunes y la cooperación mutuamente benéfica de Marruecos con los países europeos y con el Parlamento”, reza la carta del gobierno de Marruecos.

Rabat ha amenazado a la Unión Europea de que los compromisos y la cooperación bilateral están en entredicho, si el pleno de la Eurocámara vota una resolución de condena por la utilización de menores de edad en la crisis migratoria en Ceuta como arma política para presionar y chantajera a España.

La carta marroquí pide respaldar a Marruecos en el conflicto del Sáhara Occidental y reconocer la soberanía de Marruecos sobre este territorio como hizo, en diciembre, el presidente Donald Trump. 

La resolución impulsada por Renovar Europa. 

El pleno del Parlamento debatirá y votará la resolución crítica con Marruecos a partir de una iniciativa de los eurodiputados de Ciudadanos integrados en el grupo parlamentario Renovar Europa (Renew Europe), del que también forman parte La República en Marcha, el partido del presidente Emmanuel Macron, y el Partido Nacionalista Vasco. La formación naranja ha considerado «una amenaza» la carta del representante marroquí en la que vincula la crisis en Ceuta con la situación del Sáhara Occidental, un territorio ocupado por Marruecos desde 1975.

Según el borrador de la resolución difundido por El Confidencial, Bruselas “condena y lamenta que Marruecos haya utilizado los controles fronterizos como una medida de presión hacia un Estado miembro y que eso se haya traducido en la llegada de inmigrantes irregulares, especialmente niños, a Ceuta”.

El texto original, redactado por el eurodiputado Jordi Cañas, condenaba con firmeza la actuación de Marruecos y señalaba que había sometido a España a un “chantaje”.

Fuente: El confidencial Saharaui

DEJA UNA RESPUESTA