Silvia Calzón, médico especialista en Medicina Preventiva y Salud Pública, será la número dos del ministro de Sanidad, Salvador Illa, y trabajará codo con codo con el epidemiólogo Fernando Simón.

La Federación de Asociaciones para la Defensa de la Sanidad Pública (FADSP) ha querido comentar su nombramiento, ya que lo considera «positivo» porque entienden que «es necesario un refuerzo del control del Ministerio de Sanidad sobre la evolución de la pandemia».

La federación indica que «se trata de una persona con cualificación y experiencia en Salud Pública y Epidemiología lo que entendemos puede favorecer el desarrollo de sus funciones». Sin embargo, señala que «habrá que esperar un tiempo para evaluar su desempeño, y si aborda el reforzamiento imprescindible de los sistemas de control e información sobre la pandemia así como la coordinación de las actuaciones y los dispositivos de apoyo, que parecen cada vez más indispensables».

FADSP señala que es imprescindible reforzar la Sanidad debido a que nos encontramos en un momento de «aumento importante de los nuevos casos». «En alguna comunidad autónoma, como Madrid, probablemente infravalorados por la deficiencia de los mecanismos de rastreo y la situación de extrema debilidad de la Atención Primaria», afirman.

También ponen el punto de atención sobre los ingresos hospitalarios, «que aunque todavía no alcanza niveles críticos debería de atajarse de manera urgente».