La hostelería pierde 700.000 trabajadores en el último año, según CCOO