Este martes la Mesa Del Congreso ha rechazado una petición de la CUP para que comparezca en la Cámara el rey emérito en plena polémica por la investigación de la Fiscalía del Tribunal Supremo en relación con las comisiones ilegales que pudieron pagarse por la adjudicación a un consorcio de empresas españolas de la construcción del AVE a La Meca y por las que supuestamente el monarca aceptó una comisión de casi 100 millones de euros. PSOE, PP y Vox se han opuesto y Unidas Podemos está a favor.

El cobro de estas supuestas comisiones trascendieron por una grabación realizada por el excomisario José Manuel Villarejo a Corinna zu Sayn-Wittgenstein en la que hablaba de esta comisión ilegal recibida por el monarca además de un terreno en Marruecos a su nombre, que también atribuye al rey emérito y cuentas en Suiza manejadas por supuestos testaferros a cargo del rey.

El monarca tenía inmunidad legal hasta que abdicó a favor de su hijo en junio de 2014. Al entregar el trono la inviolabilidad que la Constitución española reconoce al Jefe del Estado desaparece, por lo que se podrían investigar los hechos sucedidos a partir de esa fecha.

Este miércoles ERC, Junts, Cup, BNG, Compromís, PNV, Bildu y Más País, registrarán la petición de una nueva comisión de investigación en la Cámara para esclarecer la actividad de Juan Carlos I.

Mireia Vehí y Albert Botrán registraron la propuesta de comparecencia Juan Carlos I, a raíz de la investigación que está llevando a cabo la Fiscalía de Ginebra, en Suiza, y de las informaciones sobre la configuración de «estructuras opacas para la adjudicación de contratos, posibles cuentas irregulares en paraísos fiscales y presunto blanqueamiento de capitales«, señalan.

Pablo Iglesias busca ahora el apoyo de Pedro Sánchez para que haya consenso y «se pueda llegar al final de este asunto, disipar las dudas e investigar a qué se ha dedicado el rey emérito durante los años que fue Jefe del Estado».

Unidas Podemos quiere, además, presentar su propia propuesta de comisión de investigación que tenga un diseño jurídico distinto a la presentada por los grupos independentistas y Más País «para que tenga una mayor probabilidad de ser aprobada en la Mesa del Congreso» y sea aceptada por el PSOE.

Además el grupo parlamentario de Unidas Podemos quiere que esta iniciativa parlamentaria tenga la mayor cantidad de apoyos, incluyendo al PSOE, y para ello Pablo Echenique está poniéndose en contacto con todos los grupos parlamentarios.

La última petición de investigación al rey en el Congreso se produjo en abril y fue formulada por ERC, Junts per Cat (JxCat), PNV, EH Bildu, CUP, Compromís, Más País y BNG sin la firma de Unidas Podemos y su tramitación fue rechazada por la Mesa.

Son los mismos que este miércoles registrarán la petición de una nueva comisión de investigación y tampoco han contado con el apoyo del grupo parlamentario al que pertenece Pablo Iglesias.